La escalada entre Israel y Hezbolá en la frontera con Líbano se salda con la muerte de un soldado español

Hezbolá ataca con misiles un convoy militar de Israel en la frontera con Líbano
STRINGER . / REUTERS
Actualizado 28/01/2015 16:00:53 CET

MADRID, 28 Ene. (EUROPA PRESS) -

El partido milicia chií libanés Hezbolá ha atacado este miércoles con misiles anticarro un convoy militar israelí en la frontera con Líbano a lo que el Ejército israelí ha respondido realizando disparos de artillería contra el sur del país vecino, matando en estos disparos a un soldado español de la Fuerza Interina de la ONU en Líbano (FINUL).

Según ha explicado Hezbolá en un comunicado, el ataque, que ha tenido lugar en las granjas de Shebaa, controladas por Israel, ha sido obra de la 'Brigada Mártires de Quneitra', en referencia a sus milicianos que murieron hace unas semanas en un bombardeo aéreo israelí en esta zona siria cercana a la frontera con Israel.

Como consecuencia de este ataque, dos soldados israelíes han muerto y otros siete han resultado heridos de diversa consideración, algunos de ellos de carácter moderado. Durante algunos minutos, los medios libaneses han informado de que Hezbolá había secuestrado a un militar hebreo, pero el Ejército israelí ha desmentido categóricamente esta información.

Tras el ataque de Hezbolá, que ha alcanzado un vehículo militar, también se ha producido el impacto de proyectiles de mortero lanzados desde Siria contra una posición del Ejército israelí en los Altos del Golán, sin que haya habido víctimas.

Ante estos ataques, el Ejército israelí ha respondido de forma combinada con disparos de artillería y bombardeos aéreos contra varios objetivos en el sur de Líbano. El portavoz del Ejército israelí, el general de brigada Moti Almoz, ha dejado claro que "este no es necesariamente el fin de la operación del Ejército israelí".

Ha sido durante la respuesta israelí al ataque de Hezbolá cuando se ha producido la muerte del cabo español Francisco Javier Soria Toledo, de 36 años, y que forma parte del contingente español de la FINUL. Un portavoz de la misión de la ONU ha confirmado su muerte y ha dicho que está investigando las circunstancias, sin dar más detalles.

REACCIONES

El ataque de Hezbolá se ha producido mientras el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, se encontraba de visita en Sderot, una ciudad del sur de Israel que frecuentemente es objetivo de los disparos de cohetes por parte de las milicias palestinas en la vecina Franja de Gaza.

"En estos momentos, el Ejército está respondiendo a los acontecimientos en el norte. Mira lo que ocurrió aquí. No muy lejos de la ciudad de Sderot, en Gaza, Hamás fue golpeado con el mayor revés que ha recibido nunca el pasado verano (...) la seguridad está por encima de todo", ha defendido.

Por su parte, el ministro de Exteriores israelí, Avigdor Lieberman, que estaba reunido con su homólogo chino, ha considerado que Israel debería responder "por la fuerza y de manera desproporcionada" ante estos acontecimientos, del modo en que Estados Unidos o China lo harían en una situación similar.