De la Vega da su apoyo a Uribe contra el terrorismo en un día marcado por un nuevo atentado en Bogotá

Actualizado 01/08/2006 0:34:30 CET

BOGOTÁ (COLOMBIA), 31 Jul. (Del enviado especial de Europa Press, Paulino Guerra) -

La vicepresidenta primera del Gobierno y ministra de la Presidencia, María Teresa Fernández de la Vega, tuvo que cambiar hoy levemente su discurso de apoyo al proceso de paz en Colombia, después de que la jornada amaneciera con un nuevo atentado en las afueras de Bogotá, con un balance de una persona fallecida y 22 heridos, al hacer explosión un coche bomba al paso de un camión militar.

De la Vega, que en los últimos días había insistido en el apoyo de España al proceso de paz en Colombia, puso el acento en advertir que atentados como el de hoy frenan cualquier proceso. La vicepresidenta primera se entrevistó por la mañana con el presidente, Álvaro Uribe, en Casa Nariño, sede de la presidencia colombiana. Durante el encuentro, De la Vega trasladó a su interlocutor las condolencias del Gobierno español por el atentado.

Posteriormente, al ser preguntada por la intermediación de España, Suiza y Francia en la negociación con la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN), se limitó a contestar que España va a trabajar siempre por los acuerdos y el fin de la violencia. "Pero hoy ha habido un atentado y el mensaje más importante es que un atentado terrorista frena cualquier proceso", añadió.

Tampoco quiso responder de manera concreta a una pregunta sobre la posición de España ante la demanda de las FARC para que la UE deje de considerarla una organización terrorista. La vicepresidenta se limitó a contestar que nuestro país siempre apoya todo aquello que pueda favorecer el fin de la violencia, subrayando que hoy se había producido un atentado que repudia tanto la UE como España y que no ayuda al proceso de paz.

Durante la entrevista con el presidente colombiano, la vicepresidenta trasladó a Uribe su felicitación por el magnífico resultado conseguido en las recientes elecciones presidenciales, en las que fue reelegido con el 62,2 por ciento de los votos. De la Vega confía en que ese enorme apoyo social le permita avanzar en el proceso de democratización y del Estado del Bienestar en el país.

En un encuentro que, según De la Vega, transcurrió en un ambiente de máxima cordialidad, los dos políticos abordaron las relaciones políticas, económicas y de cooperación entre las dos naciones. En el apartado económico la vicepresidenta agradeció a su interlocutor los avances legislativos del último año debido a los problemas de seguridad jurídica que tenían los empresarios españoles en Colombia. Aunque todas las dificultades no están resueltas, De la Vega indicó que España sigue viendo a Colombia como un país con oportunidades para invertir.