España promoverá la protección de la mujer en las guerras en su mes de presidencia del Consejo de Seguridad

 

España promoverá la protección de la mujer en las guerras en su mes de presidencia del Consejo de Seguridad

Refugiadas Somalíes En El Campo De Dagahaley (Kenia)
JULIEN REY/MÉDICOS SIN FRONTERAS
Publicado 01/03/2015 13:05:45CET

Organizará un debate de alto nivel en octubre y ONG le piden que impulse una resolución ambiciosa

MADRID, 1 Mar. (EUROPA PRESS) -

España promoverá el debate sobre la protección de las mujeres y niñas en conflictos bélicos y su participación en procesos de construcción de la paz durante su mes de presidencia del Consejo de Seguridad de la ONU en octubre próximo, han informado a Europa Press fuentes diplomáticas.

Desde el 1 de enero pasado, España ocupa uno de los asientos no permanentes del Consejo de Seguridad, el máximo órgano decisorio mundial en materia de paz y seguridad. Cada mes, preside el Consejo uno de sus 15 miembros. En el bienio que España formará parte de este órgano, le tocará presidirlo en dos ocasiones, en octubre de 2015 y en diciembre de 2016.

Asumir la presidencia del Consejo de Seguridad ofrece al país de turno poner sobre la mesa aquellos temas de la agenda de Naciones Unidas en los que tenga un mayor interés.

España se ha propuesto impulsar la temática 'Mujeres, paz y seguridad', enunciado que en la ONU engloba todas aquellas cuestiones relacionadas con la protección de las mujeres y niñas en los conflictos armados y su participación en las negociaciones y actuaciones para construir la paz.

Para ello, organizará en octubre un debate de alto nivel (con participación de ministros o viceministros) y abierto al resto de países de Naciones Unidas, no sólo a los 15 miembros del Consejo de Seguridad.

15 AÑOS DE LA RESOLUCIÓN 1325

El debate coincidirá con el 15 aniversario de la primera resolución (la 1325) que reconoció que los conflictos afectan a las mujeres y las niñas de manera diferente que a los hombres y los niños, y que las mujeres son importantes para resolver el conflicto y consolidar la paz a largo plazo. En 2015 se está elaborando además un examen sobre el grado de cumplimiento de esta resolución.

Desde el año 2000 se han aprobado otras seis resoluciones sobre el mismo tema en las que se incide en la necesidad de que las misiones de mantenimiento de la paz combatan la violencia sexual contra las mujeres en los conflictos armados.

Aunque se han producido avances en los últimos años --la protección de las mujeres frente a la violencia sexual es hoy una prioridad del trabajo humanitario de la ONU y las organizaciones de mujeres han cobrado fuerza-- queda aún mucho camino que recorrer.

Los negociadores y firmantes de los acuerdos de paz siguen siendo mayoritariamente varones, ya que en los países en conflicto las mujeres ocupan apenas el 13 por ciento de los cargos ministeriales, según datos de Naciones Unidas.

El porcentaje de mujeres al frente de misiones de mantenimiento de la paz de la ONU sobre el terreno también es bajo, de un 19 por ciento, mientras que el 97 por ciento del personal militar de mantenimiento de la paz y el 90 por ciento del personal policial son varones.

La organización de la ONU para las mujeres (ONU Mujeres) considera necesario desplegar mayores esfuerzos para integrar a las mujeres en los procesos de paz y las instituciones establecidas después de un conflicto; protegerlas de la violencia sexual y luchar contra la impunidad de este tipo de delitos, entre otros aspectos.

Desde organizaciones como Intermón Oxfam o Amnistía Internacional saludan la decisión de España de impulsar este tema durante su presidencia del Consejo de Seguridad.

MÁS RECURSOS EN FORMACIÓN

La investigadora en Acción Humanitaria de Intermón España, Paula San Pedro, incluso anima al Gobierno español a que promueva una nueva resolución en la ONU que dé un mandato más ambicioso a las misiones de mantenimiento de la paz para la protección de las mujeres.

En su opinión, es crucial aumentar el dinero destinado a mejorar la formación en la perspectiva de género no solo de los 'cascos azules' de las misiones de la ONU, sino también de las fuerzas de seguridad y los funcionarios de justicia que van a formar parte del Estado tras un conflicto.

Avanzar en la participación de las mujeres en los procesos de consolidación de la paz es una de las peticiones que Amnistía trasladó en una carta al ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, nada más conocer que España había ganado la votación y se sentaría en el Consejo de Seguridad en el bienio 2015-2016.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies