Estados Unidos bloqueará a los bancos extranjeros que desafíen las sanciones contra Irán

Actualizado 29/02/2012 20:23:12 CET

Estados Unidos bloqueará a los bancos extranjeros que desafíen las sanciones contra Irán

Perderían su acceso a instituciones estadounidenses

Actualizado 29/02/2012 20:23:12 CET

WASHINGTON, 29 Feb. (Reuters/EP) -  

   El Departamento del Tesoro de Estados Unidos ha advertido este miércoles a los bancos extranjeros que podrían ser bloqueados por el sistema financiero del país si continúan cerrando acuerdos con el banco central de Irán para sus transacciones no petroleras.

   A partir de este miércoles esos bancos "se arriesgan a perder su acceso de cuenta correspondiente a instituciones financieras estadounidenses", ha dicho el subsecretario del Tesoro para el terrorismo y la inteligencia financiera, David Cohen.

   La primera fase de las sanciones destinadas a impedir que Irán adquiera armas nucleares sólo se aplicará a los bancos extranjeros que se dediquen a transacciones "significativas" no relacionadas con la compra de petróleo. Esas sanciones podrían aplicarse a las empresas y fabricantes que venden artículos de Irán como automóviles y ordenadores.

   "Cualquiera que sea el banco que esté utilizando para manejar su parte financiera tendrá que pensárselo dos veces antes de hacer esa transacción", ha dicho Jeanne Archibald, ex consejero general del Tesoro.  

   Archibald ha agregado que las transacciones podría tener "un impacto significativo". Esto dependerá, en parte, de si el presidente del Tesoro determina que un banco extranjero se ha comprometido conscientemente en una transacción significativa y en cómo se determina la palabra 'significativa'.

   La segunda fase de las sanciones entrará en vigor el 28 de junio y supondrá bloquear a los países y las instituciones de los mercados de Estados Unidos si no reducen significativamente sus compras de petróleo iraní.

   Esto ha provocado que los más grandes socios comerciales de Irán salgan corriendo para encontrar otras fuentes de suministro de petróleo antes de la fecha límite. El Gobierno de Japón ha dicho que es probable que se salve de las sanciones de Estados Unidos y que ha reducido sus importaciones de petróleo iraní en un 40 por ciento en los últimos cinco años.