Un estudio muestra la falta de fondos dirigidos a investigar la malaria en los países africanos más afectados

Malaria
SUKREE SUKPLANG / REUTERS
Publicado 29/06/2017 17:46:12CET

LONDRES, 29 Jun. (Thomson Reuters Foundation/EP) -

Cerca de una cuarta parte de los países del África subsahariana no reciben fondos suficientes para la investigación sobre la malaria pese a ser una de las enfermedades con mayores tasas de mortalidad en la región, según un estudio publicado este jueves por la universidad británica de Southampton.

Países como Chad, Congo, República Centroafricana, Sierra Leona o Mauritania reciben fondos destinados al control de la malaria a través de la compra de mosquiteras, programas de salud pública y medicamentos. Sin embargo, el informe denuncia que no existe ninguna partida destinada a financiar la investigación de la enfermedad en estos países.

El científico que ha liderado el estudio, Michael Head, ha resaltado que este informe es el primero en analizar cómo se distribuye la inversión en la investigación de malaria. "Hemos demostrado que hay muchos países que son tenidos en cuenta y tenemos que cambiarlo. Tenemos que aumentar la capacidad de investigación en países con fondos insuficientes", ha declarado Head a Thomson Reuters Foundation.

El índice de mortalidad de la malaria se ha reducido en un 60 por ciento desde el año 2000, lo que equivale a seis millones de vidas salvadas, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Sin embargo, los esfuerzos para frenar la propagación de la enfermedad, que mata a cerca de 430.000 personas al año, la mayoría niños del África subsahariana, corren peligro porque los mosquitos se vuelven cada vez más resistentes a medidas tradicionales como las redes que cubren las camas y los medicamentos.

El estudio analiza las donaciones entre los años 1997 y 2013 de trece entidades, destacando el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos y la Fundación Bill & Melinda Gates, que alcanzan casi el 60 por ciento de las donaciones. Los países que mayores ayudas recibieron para la investigación fueron Tanzania, Kenia, Uganda, Malaui y Ghana. Nigeria, Tanzania, Kenia, Etiopía y Malaui fueron los países que mayor cantidad de fondos recibieron no relacionados con la investigación.

Head ha explicado que esta disparidad se produce porque algunos países del África subsahariana no cuentan con la infraestructura adecuada para la investigación. "Las inversiones en salud mejoran la riqueza del país y necesitamos ser capaces de asignar recursos para ayudar a reducir las desigualdades en temas sanitarios", ha añadido Head.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies