La Eurocámara pide a los Gobiernos destinar el 2% del PIB a defensa y poner en marcha la PESCO lo antes posible

Publicado 16/03/2017 15:54:23CET

Pide reflexionar más sobre la cooperación futura con Reino Unido en defensa cuando salga de la UE

BRUSELAS, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Parlamento Europeo ha reclamado a los Gobiernos europeos que aumenten el gasto en defensa hasta el 2% de su Producto Interior Bruto de aquí a finales de la próxima década para investigación y programas de desarrollo de capacidades estratégicas y poner en marcha la cooperación estructurada permanente (PESCO) lo antes posible para avanzar hacia una política de defensa europea común en una resolución no vinculante aprobada por 360 votos, 212 en contra y 48 abstenciones.

Los eurodiputados han defendido que la UE debe poner responder a las amenazas a su seguridad de forma "autónoma" y han instado a los Gobiernos europeos a utilizar los mecanismos previstos en los Tratados para construir una verdadera política de defensa común, poner sus capacidades en común y avanzar hacia la creación de un Ejército europeo para poder intervenir en conflictos graves, operaciones de gestión de crisis o mantenimiento del alto el fuego y rescates humanitarios.

Para ello, ven esencial que los Gobiernos europeos aumenten al gasto en defensa hasta el 2% de Producto Interior Bruto de aquí a finales de la próxima década, lo que permitiría destinar unos 100.000 millones de euros adicionales para investigación y programas conjuntos de desarrollo de capacidades estratégicas, de manera coordinada y evitando duplicidades.

Ello permitiría ahorrar entre 26.000 y 130.000 millones de euros, ha recordado en el debate previo al voto el eurodiputado del PP, Esteban González Pons, uno de los dos autores de la resolución votada, junto con el eurodiputado democristiano alemán, Michael Gahler.

También piden a los Estados miembros poner en marcha lo antes posible la cooperación estructurada permanente (PESCO), prevista en los Tratados, pero nunca utilizada, que permitiría a un grupo de países avanzar en su integración si hay una mayoría cualificada a favor, para lanzar una operación o desarrollar capacidades concretas.

Además, piden que tanto la PESCO como la Agencia Europea de Defensa, que necesita más recursos, sean tratados como instituciones sui generis, como el Servicio Europeo de Acción Exterior y sean financiados por el presupuesto de la Unión.

Los eurodiputados también consideran que los grupos de combate tácticos de la UE --de unos 1.500 efectivos, que tampoco han sido desplegados nunca por falta de voluntad política y sobre todo por un problema de financiación-- sean incluidos en la PESCO, junto a la creación de un cuartel general permanente militar y otro civil, a fin de reforzar la cooperación cívico-militar y acelerar la capacidad de respuesta de la UE a crisis.

También piden utilizar las posibilidades que ofrece la cláusula de asistencia y de ayuda mutua entre los países de la UE en caso de ataque a uno de ellos prevista en los Tratados y el intercambio "obligatorio" de información entre los servicios de inteligencia a nivel europeo, así como una mayor cooperación entre la UE y la OTAN.

Los eurodiputados también ven necesario reflexionar más sobre la futura relación y cooperación posible en defensa entre la UE y Reino Unido, una vez salga del bloque.

"Europa tiene que ser capaz de defenderse y protegerse a sí misma porque no siempre van a venir de fuera a defendernos", ha alertado Pons. "En un entorno internacional impredecible, necesitamos una defensa común que refuerza la unidad, la autonomía estratégica y la integración para promover la paz y la seguridad, dentro de la Unión y en el mundo", ha resumido, recordando que "la Unión de la Seguridad y la Defensa será una de las máximas prioridades en la Declaración de Roma la próxima semana" en la cumbre informal de los líderes europeos para celebrar el 60 aniversario del nacimiento del proyecto europeo.

Gahler ha subrayado que la creación del cuartel general militar de la UE para operaciones no ejecutivas --las actuales de entrenamiento de las fuerzas armadas de Malí, Somalia y República Centroafricana--recientemente acordado "es un hito en el camino para construir la Unión Europea de la Defensa".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies