Familias de los 43 normalistas marchan en México un año y medio después de la desaparición

Relatives carry photos of some of the 43 missing students of the Ayotzinapa teac
STRINGER MEXICO / REUTERS
Publicado 27/04/2016 6:17:40CET

CIUDAD DE MÉXICO, 27 Abr. (Reuters/EP) -

Miles de personas han marchado este martes en la capital mexicana, Ciudad de México, al cumplirse más de un año y medio de la desaparición de 43 estudiantes en el sur de México y días después de que un grupo de expertos internacionales denunciara obstáculos del propio Gobierno para averiguar lo que sucedió con los jóvenes.

Portando antorchas con los retratos de los jóvenes desaparecidos la noche del 26 de septiembre del 2014 en la ciudad de Iguala, en el violento estado de Guerrero, simpatizantes y activistas acompañaron a padres de los estudiantes a lo largo de varios kilómetros de las céntricas calles de la Ciudad de México.

"De aquí salió la verdad histórica que ahora sabemos que es una mentira", han gritado algunos al llegar a las oficinas de la Fiscalía, donde detuvieron unos minutos su marcha.

La llamada "verdad histórica" de la Fiscalía general fue echada por tierra en septiembre por el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI), que rechazó que los jóvenes hubieran sido quemados en un basurero en Cocula, un pueblo cercano a Iguala, como sigue afirmando el Gobierno.

ÚLTIMO INFORME DEL GIEI

El GIEI presentó el domingo su segundo y último informe tras catorce meses prestando asistencia técnica a la Procuraduría General de la República (PGR) en la investigación. En el mismo se denuncia que no lograron establecer cuál fue el destino de 43 estudiantes, posiblemente masacrados, debido en gran medida a fallas y demoras de las autoridades.

Los expertos advirtieron de que varios cuerpos policiales, como la Policía Federal, policías del estado de Guerrero y agentes municipales pudieron tener participación en los ataques, que habrían abarcado un amplio radio de acción más allá de la ciudad de Iguala, hasta donde los jóvenes llegaron para participar en una protesta.

"Los descubrieron en sus mentiras y en el manoseo de las investigaciones, tenemos que saber qué es lo que hicieron con nuestros hijos, a quienes están encubriendo tanto", ha señalado Mario González, padre de uno de los desaparecidos.

El grupo, nombrado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) terminará su colaboración en las investigaciones el 30 de abril después de que el Gobierno del presidente Enrique Peña no renovase el mandato para que continuara.

NUEVOS INTERROGANTES

En el informe del domingo, los expertos abrieron nuevos interrogantes en torno al resto del estudiante Alexander Mora, identificado a partir de restos humanos que se encontraron en bolsas en un río, pues presentaron un video en el que aparece Tomás Zerón, jefe de la investigación en los primeros meses.

En ese video se ve a Zerón en el río el 28 de octubre con funcionarios forenses, un día antes del establecido en el expediente como el día que hallaron lo restos, desatando sospechas de que el hueso de Mora fue colocado.

"Nosotros sabíamos desde un principio que el Gobierno nos estaba mintiendo y nos sigue mintiendo (...) El hueso de Alexander Mora es una de las cosas más graves porque si lo colocó el Gobierno está claro quién los hizo desaparecer", ha agregado Ilda Legideño, madre de uno de los estudiantes.

"Nosotros vamos a seguir, sabemos que el Gobierno va a seguir mintiendo por eso necesitamos que no se vayan los organismos internacionales, no solamente por nosotros sino por los miles de desaparecidos en el país y todos los que son victimas de crímenes", ha sentenciado.