El fin de la inmunidad parlamentaria en Turquía amenaza con aniquilar a la oposición a Erdogan

Diputados turquía votan a favor del fin de la inmunidad parlamentaria
REUTERS
Publicado 20/05/2016 17:44:47CET

El Parlamento Europeo lo considera "un error histórico" mientras Merkel expresa "preocupación cada vez mayor" por la situación política

MADRID, 20 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha propinado un durísimo golpe a la oposición prokurda y republicana. El Parlamento turco ha votado a favor de una enmienda constitucional impulsada por el propio dirigente y por la que se pondría punto y final a la inmunidad de la que han disfrutado hasta ahora 101 diputados de la oposición que se encontraban bajo investigación, la mayoría por supuesta relación con las milicias kurdas del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), en guerra con Turquía.

Alemania ha abanderado la reacción internacional a esta enmienda, que consolidaría aún más el poder de Erdogan, quien desde la firma del acuerdo entre la UE y Turquía por la que Bruselas ha dejado prácticamente en sus manos la gestión de la crisis de la inmigración, ha realizado gestos cada vez más drásticos para cimentar su mandato.

Sea como fuere, la aprobación de la cámara ha sido irrebatible, con 376 votos a favor de la enmienda -- el Parlamento consta de 550 diputados --, nueve más del mínimo necesario para conseguir la aprobación directa y sin necesidad de acudir a referéndum.

En sus primeras declaraciones tras la votación, Erdogan calificó el día de hoy como "histórico". "Mi pueblo no quiere a diputados culpables en el Parlamento, en especial a los que apoyan a organizaciones terroristas y separatistas", ha declarado en relación a los 50 de los 59 diputados prokurdos del Partido Democrático de los Pueblos (HDP) que están acusados de cooperación con el PKK, que podrían ser expulsados del Parlamento.

El diputado del HDP Filiz Kerestecioglu fue uno de los primeros legisladores de oposición en reaccionar al resultado de la votación con un mensaje muy claro a la oposición republicana a Erdogan. "Acabáis de decir 'sí' a un intento de golpe de estado. Así es como os va a recordar la historia. Pues que así sea", ha sentenciado.

LOS REPUBLICANOS, CON LAS MANOS ATADAS

A pesar de que buena parte de los 101 diputados que podrían ser procesados pertenecen al Partido Republicano, la principal fuerza opositora, al menos una veintena de sus parlamentarios han preferido apoyar esta medida para anular la posibilidad de un referéndum "que podría generar una crisis social", en palabras del portavoz adjunto del bloque republicano, Ozgur Ozel, quien resaltó que las votaciones se hicieron en secreto y a título individual, sin presiones de la dirección general de la formación.

Esto sucede a sabiendas de que su líder, Kamal Kiliçdaroglu, tiene hasta 41 causas abuertas contra él, las mismas que Selahattin Demirtas, el co-líder (y rostro público) del HDP. Precisamente Demirtas denunció en una entrevista a principios de mes que la aprobación de esta medida supondría un gravísimo déficit democrático. Ahora, tras conocer el resultado de la votación, ha anunciado que apelará ante el más alto tribunal del país.

ALEMANIA TEME EL AUMENTO DE LA POLARIZACIÓN EN LA POLÍTICA TURCA

Menos de una hora después de que se anunciara el resultado de la votación, la canciller alemana, Angela Merkel, ha manifestado la "polarización cada vez mayor" de la política turca; opinión que trasladará esta opinión al presidente de Turquía cuando se reúna con él la semana que viene.

"Tomamos nota del resultado de esta votación", ha hecho saber el portavoz de la canciller, Steffen Seibert. "La polarización cada vez mayor del debate político nacional en Turquía nos llena de preocupación", ha añadido.

El encuentro entre ambos líderes tendrá lugar el próximo lunes en Estambul y allí ambos discutirán, como tema principal, la evolución del criticado acuerdo entre la Unión Europea y Turquía sobre la gestión de la crisis de los refugiados. Sin embargo, la situación de la política turca "estará definitivamente en la mesa de los asuntos que se tratarán de manera tangencial" durante la reunión.

Asimismo, la relatora del Parlamento Europeo para Turquía, Kati Piri, ha tachado de "error histórico" una votación que anticipa "días oscuros para Turquía".

"La inicativa para silenciar a los diputados electos del HDP es un enorme salto atrás para los estándares democrátivos", escribió en su cuenta de Twitter, acompañando a una foto de diputados del Partido Justicia y Desarrollo de Erdogan (AKP), con su más que posible nuevo líder, Binali Yildirim, a la cabeza, mientras depositaban sus votos a favor de la enmienda, en medio de un ataque de risa.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies