Fuerzas de Al Assad aseguran que el avión interceptado por Israel estaba destinado contra Estado Islámico

Actualizado 10/02/2018 11:55:39 CET

BEIRUT, 10 Feb. (Reuters/EP) -

El avión no tripulado derribado esta madrugada por Israel tenía como objetivo a Estado Islámico y no suponía ninguna amenaza para el Estado hebreo porque jamás llegó a entrar en su espacio aéreo, ha hecho saber la alianza de fuerzas afines al Gobierno sirio, en un día que ha registrado una escalada de violencia entre Siria e Israel a partir de este incidente.

Según la versión israelí, después del derribo del 'drone' las Fueras Aéreas hebreas lanzaron un ataque contra su supuesto lugar de procedencia, una instalación militar iraní, y otros 11 bombardeos más en posiciones iraníes y del Ejército sirio, en particular el escudo antiaéreo que protege Damasco.

El comunicado de las fuerzas progubernamentales discute esta cronología. "Cuando Israel estaba atacando la base T4", aseguran en referencia a la instalación bombardeada, "el 'drone' seguía volando hacia la ciudad de Sojna (en el centro de Siria), por el desierto".

En una de las misiones iniciales ha resultado derribado un F-16 israelí que ha acabado estrellándose en Israel. Sus dos pilotos han resultado heridos, uno de ellos de gravedad.

Al margen de desmentir que el 'drone' llegara a espacio aéreo israelí, la coalición favorable a Al Assad ha advertido a Israel de que los ataques que ha desencadenado este sábado tendrán "graves consecuencias".

Israel lanza ocasionalmente ataques en Siria ante el temor de que Irán, aliado de Al Assad y némesis israelí, establezca ahí una base permanente aprovechando el conflicto. Teherán, por contra, mantiene que solo tiene presencia de apoyo y que en ningún modo puede considerarse que está intentando consolidar su presencia militar con el beneplácito de Damasco.