El fundador de la marca de ropa Supredry dona un millón de libras a la campaña en contra del Brexit

Tienda Superdry Store
SUPERDRY STORE - Archivo
Publicado 19/08/2018 2:47:34CET

LONDRES, 19 Ago. (Reuters/EP) -

El cofundador de la marca de ropa Supredry ha donado un millón de libras a la campaña que exige la celebración de un nuevo referéndum sobre el acuerdo final que se alcance sobre el Brexit, según ha informado el diario británico 'The Observer' este sábado, una decisión que intensifica la presión hacia el Gobierno de la primera ministra británica, Theresa May.

"Voy a aportar algo de mi dinero a la campaña El Pueblo Vot porque tenemos una oportunidad de verdad de darle la vuelta a esto", ha declarado Julian Dunkerton, confundador de Supredry y firme opositor al Brexit.

"Tengo muy buen instinto para las tendencias y sé cuando van a cambiar, y ahora mismo estamos en uno de esos momentos", ha añadido. La población británica votó en 2016 en un referéndum a favor de la salida de Reino Unido del bloque, pero tan sólo un mes más tarde el número de ciudadanos británicos que se mostraban a favor de volver a votar cuando se alcance un acuerdo de salida formal superaba la mitad de la población, de acuerdo con varias encuestas de opinión.

Londres y Bruselas esperan poder alcanzar un acuerdo acerca del Brexit durante una cumbre que tendrá lugar en octubre, pero May tiene que hacer frente a una notable división dentro de su propio partido y a la oposición del Parlamento cuando solicite la aprobación del plan final del Brexit.

En las últimas semanas, tanto los opositores a la salida de Reino Unido como aquellos que se muestran a favor han aumentado sus esfuerzos para presionar al Gobierno.

Este sábado, el antiguo líderes del Partido por la Independencia de Reino Unido, Nigel Farage, declaró que se uniría al tour del 'autobús de batalla' puesto en marcha por un grupo pro-Brexit radicalmente opuesto a los planes de May, a la que acusan de ceder demasiado ante Bruselas.

Tanto Londres como la Unión Europea han declarado que quieren hacer todo lo posible para evitar que Reino Unido salga de la UE sin haber alcanzado antes un acuerdo, un escenario que sería especialmente negativo para las empresas británicas.

"Es la responsabilidad de la UE asegurarse de que sus consumidores y sus empresas no resultan dañadas", ha asegurado el ministro británico para el Brexit, Dominic Raab, en una entrevista con 'The Sunday Telegraph'.