El Gobierno británico envía cartas a personas de la UE presas instándolas a "marcharse para no ser indigentes"

Un policía británico junto al Big Ben de Londres
STEFAN WERMUTH / REUTERS
Actualizado 29/10/2017 13:24:17 CET

LONDRES, 29 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Ministerio del Interior británico está enviando cartas a ciudadanos de la UE internos en centros de detención en las que les insta a "marcharse para no ser indigentes", lo que ha desatado duras críticas de organizaciones de defensa de los Derechos Humanos.

La misiva, a la que ha tenido acceso el diario británico 'The Guardian', recuerda a los ciudadanos de la UE que tienen "derecho a viajar libremente por la UE y visitar, vivir, estudiar y en la mayoría de los casos a trabajar en otros países miembros de la UE".

En concreto, una carta con fecha del 18 de octubre en nombre de la ministra del Interior, Amber Rudd, explica a un ciudadano rumano interno en un centro de detención para inmigrantes que su solicitud de residencia ha sido denegada, por lo que le emplaza a plantearse otros países.

"Puede evitar convertirse en un indigente volviendo a Rumanía o a otro país miembro de la UE en el que podrá disfrutar de todos sus CEDH sin mayor interferencia", argumenta en referencia a la Convención Europea sobre los Derechos Humanos, una declaración suscrita de 47 países del Consejo de Europa, un organismo ajeno a la UE del que Reino Unido forma parte y que Londres no tiene intención de abandonar en principio.

Las deportaciones y detenciones de ciudadanos de la UE se han incrementado drásticamente desde que Reino Unido votó el 23 de junio de 2016 a favor de la salida de la UE. La primera ministra británica, Theresa May, ha llegado a defender que haya un "entorno hostil" para los ciudadanos de la UE que, según ella, no deberían estar en Reino Unido.

La directora de la ONG jurídica Fianza para los Inmigrantes Detenidos (BiD, por siglas en inglés) ha criticado este "preocupante" mensaje que "le dice a un detenido que se marche a su casa o a otro país de la UE".

"El peligro es que el divorcio de la UE se convierta en más y más agrio, lo que se refleja en el tono y la práctica del Ministerio del Interior", ha señalado.

Sin embargo, desde el Ministerio del Interior no han querido realizar comentarios, excepto que "no reconocemos la descripción aportada de la carta como la de un documento del Ministerio del Interior".