El Gobierno de Líbano condena el ataque israelí contra Hezbolá en la localidad siria de Quneitra

Publicado 23/01/2015 3:34:50CET

MADRID, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno de Líbano ha condenado este jueves el ataque israelí contra un convoy del partido-milicia chií libanés Hezbolá en Siria, que se saldó con la muerte de seis de sus miembros y un general de la Guardia Revolucionaria iraní, según ha informado el diario libanés 'The Daily Star'.

El primer ministro, Tammam Salam, ha afirmado tras una reunión en el Gran Serrallo que su Gobierno "tendrá que contener las repercusiones de los acontecimientos en la región (...) y satisfacer las necesidades de la población al tiempo que garantiza la seguridad del país".

"No hay dos posturas sobre la agresión israelí. Estamos contra cualquier agresión contra Líbano o cualquier otro país árabe", ha recalcado el ministro de Justicia, Ashraf Rifi, quien ha destacado que las conversaciones sobre el bombardeo en Quneitra han sido "patrióticas y civilizadas".

Por su parte, el ministro de Trabajo, Seyaan Azzi, ha apuntado que la mejor respuesta al ataque "es respetar la resolución 1701 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, incrementar el trabajo del Gobierno, elegir a un nuevo presidente y seguir aplicando el plan de seguridad".

La resolución 1701, aprobada en 2006 para poner fin al conflicto asimétrico desatado ese año entre Israel y Hezbolá, pide el fin del conflicto, la retirada de las tropas israelíes de Líbano y el despliegue en el sur del país de las fuerzas libanesas y de la Fuerza Interina de Naciones Unidas en Líbano (FINUL).

Asimismo, contempla el desarme de todos los grupos armados en Líbano, lo que implica a Hezbolá, y que no haya otras fuerzas armadas ajenas a las de la FINUL y Líbano al sur de río Litani, lo que implica tanto a Israel como al partido-milicia.

La resolución reitera además el respaldo total del Consejo de Seguridad al respeto de la Línea Azul y la independencia de la integridad territorial y la soberanía del país árabe.

EL ATAQUE EN QUNEITRA

Hezbolá ha confirmado que en el ataque murieron además seis miembros de la milicia chií libanesa, incluido un comandante del grupo, Mohamed Ahmed Issa, alias 'Abu Issa', y Yihad Mugniyah, hijo del histórico Imad Mugniyah, asesinado en un atentado con coche bomba en Damasco que Hezbolá atribuye a Israel.

Oficialmente, Israel ni ha confirmado ni desmentido el ataque, pero fuentes citadas por los medios israelíes desvelan que Yihad Mugniyah estaba preparando ataques importantes contra objetivos israelíes utilizando cohetes y proyectiles anticarro.

Hezbolá combate en Siria apoyando a las fuerzas leales al régimen del presidente sirio, Bashar al Assad, contra las milicias sublevadas. Además, en el verano de 2006 protagonizó una guerra con el Ejército israelí.

No es la primera vez que surgen informaciones de ataques militares israelíes en suelo sirio. En otras ocasiones, Israel ha bombardeado arsenales de armamento destinados a Hezbolá. En todo caso, Israel siempre niega oficialmente cualquier intervención aunque reconoce su intención de impedir que lleguen armas a grupos como Hezbolá.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies