Guterres apunta que partes de misiles disparados por los huthis contra Arabia Saudí fueron fabricadas en Irán

Antonio Guterres
REUTERS / UNITED PHOTOS - Archivo
Publicado 14/06/2018 23:56:48CET

NUEVA YORK, 14 Jun. (Reuters/EP) -

Los restos de cinco misiles disparados desde Yemen por los rebeldes huthis contra territorio saudí desde julio de 2017 "comparten características de diseño con un tipo de misil" fabricado por Irán y algunos de sus elementos fueron manufacturados en el país centroasiático, según ha indicado el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, si bien no tiene pruebas de cuándo estos materiales fueron transferidos desde Teherán.

El informe presentado al Consejo de Seguridad de la ONU, fechado el 12 de junio y al que ha tenido acceso este jueves la agencia británica de noticias Reuters, es un golpe para los intentos de Estados Unidos de tomar medidas contra Irán por supuestamente violar las resoluciones de la ONU sobre Yemen con su entrega de armamento a los huthis.

Irán trasladó a Guterres en una misiva que "ni tiene una política ni busca entregar armas o equipamiento militar en Yemen o manufacturarlas en ese país". Expertos independientes de la ONU dijeron en enero que Teherán había violado el régimen de sanciones sobre Yemen.

La mayoría de las sanciones sobre Irán fueron retiradas en enero de 2016, a raíz del acuerdo nuclear firmado un año antes, si bien el país sigue sometido a un embarco de armas y otras restricciones.

Guterres ha indicado que funcionarios de la ONU han examinado además armamento y otro material incautado por Bahréin y un buque no tripulado cargado con explosivos interceptado por Emiratos Árabes Unidos (EAU).

"En ambos casos, la Secretaría General está segura de que las armas y el material relacionado es de fabricación iraní. Sin embargo, no ha encontrado pruebas de que estos materiales fueran transferidos por Irán después del 16 de enero de 2016", ha recalcado en su informe.

Las sanciones y restricciones sobre Irán están contempladas en una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que respalda el acuerdo nuclear de 2015, del que Estados Unidos se retiró en mayo. El resto de países firmantes trabajan para lograr mantenerlo en vigor.