Hamás amenaza la hegemonía de Al Fatá en las elecciones parlamentarias de hoy

Actualizado 25/01/2006 1:02:13 CET

JERUSALÉN, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

Los palestinos están convocados para elegir hoy a su Parlamento en unos comicios que podrían suponer un vuelco histórico para la región. En caso de que el Movimiento para la Resistencia Islámica (Hamás) consiguiera suficientes votos para entrar en el Gobierno, los palestinos contarían por primera vez en su historia con representantes ajenos a la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), rompiendo así con la herencia política del fallecido Yasir Arafat.

"Las elecciones son un derecho y, al mismo tiempo, un deber, y deseo que los resultados de estas elecciones reflejen honestamente las opiniones del pueblo palestino", declaró ayer el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, durante la jornada de reflexión, en la que no se permite hacer campaña electoral.

Más de 1,3 millones de palestinos, del total de 3,5 millones que viven en los territorios, están registrados para emitir las dos papeletas electorales que decidirán la formación del Consejo Legislativo Palestino (CLP). Los comicios contarán con la presencia de más de 17.000 observadores, 343 de ellos internacionales.

En las elecciones concurrirán un total de 728 candidatos --entre ellos 85 mujeres-- por hacerse con los 132 escaños que conformarán el nuevo Parlamento palestino, del que saldrá a su vez el próximo Gobierno. Estos comicios servirán de barómetro de la vida política palestina, poco más de un año después de la muerte del histórico líder palestino, Yasir Arafat, cuya desaparición agravó las rivalidades internas en el partido gubernamental Al Fatá, que él mismo fundó.

Como ejemplo del grado de disensión interna que se vive en el partido, un grupo de afiliados de Al Fatá abatió anoche a tiros al líder de la formación en Nablús, Abú Ahmed Hassouna. En cualquier caso, los representantes de los brazos armados de Al Fatá y Hamás anunciaron hoy en rueda de prensa que se abstendrán de cometer actos violentos durante la jornada de mañana. "Queremos que este día sea un éxito", aseguró un portavoz de las Brigadas de los Mártires de Al Aqsa --brazo armado de Al Fatá--, Abu Adahm.

SISTEMA MIXTO

En virtud de la ley electoral del 18 de junio de 2005, la Autoridad Palestina cuenta con un esquema electoral mixto que combina el sistema mayoritario, o por distritos, con el sistema proporcional, o por listas. El número de escaños se divide por ello en dos grupos de 66 diputados, que se elegirán mediante este doble sistema.

En función del sistema mayoritario, los Territorios Palestinos están divididos en 16 distritos electorales, a los que se ha asignado un número de escaños proporcional en relación a la población. Así, los distritos que contarán con más diputados son Hebrón, con nueve, y Gaza, con ocho. Con seis escaños se sitúan Jerusalén Este y Nablús.

Además, seis escaños se han reservado a candidatos cristianos.

Los votantes podrán elegir hasta un número máximo de diputados igual al de escaños que corresponde al distrito al que pertenezcan.

En un distrito con cuatro escaños, como los de Jenín y Belén, los cuatro candidatos con más votos ocuparán un lugar en el Consejo Legislativo. Para las elecciones por distrito se han presentado un total de 414 candidatos, 258 independientes.

En otra papeleta diferente los votantes tendrán que optar por una sola de las once listas electorales, aplicables al conjunto de los Territorios Palestinos. Los 66 escaños en disputa por este sistema se distribuirán de manera proporcional al número total de votos recibidos por las formaciones.

En total, se han presentado once listas electorales, entre las que se encuentran la del Movimiento Nacional para la Liberación de Palestina, más conocido como Al Fatá, y la de Hamás, que concurre a las elecciones bajo el nombre de Cambio y Reforma. Se espera que estas dos listas, y sus candidatos, se repartan el Parlamento.

Hamás, que ha prometido 'limpiar' la corrupción gubernamental, supone un serio desafío para Al Fatá, que ha dominado el escenario político palestino durante décadas. Por ello, tras varias discusiones y conatos de rebelión interna, el partido de Abbas optó finalmente por unificar sus listas en una sola, en la que se junta la 'vieja guardia' con la nueva generación, dirigida por Marwan Barghuti, quien figura a la cabeza en la lista de Al Fatá pese estar cumpliendo varias cadenas perpetuas en una cárcel israelí.

El último sondeo dado a conocer ayer, y efectuado la semana pasada, daba un 39,6 por ciento de las intenciones de voto a Al Fatá, mientras que la lista Cambio y Reforma se haría con el 28,8 por ciento de los votos, según informó la agencia oficial palestina WAFA.

Al Fatá, según el sondeo, conseguiría el 37,3 por ciento de los votos en Cisjordania y el 43,4 en la franja de Gaza, mientras que Hamás se haría con el 29,5 por ciento en Cisjordania y el 27,8 en la franja de Gaza.

Dado que la mayoría en el Parlamento queda establecida en los 67 escaños, los miembros de Al Fatá esperan hacerse con el poder gracias a la ayuda de los independientes, con el objetivo de impedir que Hamás, que figura en la lista de organizaciones terroristas de Estados Unidos y la Unión Europea, se haga con el poder legislativo.

ISRAEL, A LA EXPECTATIVA

Israel ha amenazado con impedir de todas las maneras que Hamás alcance el poder, aun cuando el sempiterno Simon Peres, que espera volver al Gobierno después de las elecciones israelíes del 28 de marzo, ya se haya manifestado dispuesto a negociar con los radicales si abandonan las armas.

El jefe del Estado Mayor israelí, el general Dan Halutz, aseguró hoy ante el Parlamento que el Ejército aún no ha formulado ninguna estrategia en caso de victoria de Hamás, según informó el diario 'Haaretz' en su edición digital.

En su comparecencia ante el Comité de Asuntos Exteriores y Defensa de la Knesset, el general Halutz declaró que lo previsible es que Al Fatá obtenga una ligera ventaja sobre Hamás, por lo que no sería extraño que ambas formaciones llegaran a un acuerdo de Gobierno de coalición. En tal caso, reiteró, el Ejército aún no ha decidido si actuará contra los activistas de Hamás si este partido entra a formar parte de la Autoridad Palestina.

En todo caso, y pese a la decisión de Israel de reducir al mínimo las operaciones militares en los territorios de cara a las elecciones, el Ejército israelí detuvo esta pasada madrugada a ocho palestinos en diversas operaciones en Cisjordania, entre los cuales figuran un alto responsable de Hamás y el comandante de la Yihad Islámica para la zona de Jenín, en el sur de Cisjordania.

RICE ADVIERTE

Los países occidentales también se han apresurado a tomas posiciones. La secretaria de Estado estadounidense, Condoleezza Rice, advirtió anoche a los votantes palestinos de que el terrorismo no es "el camino hacia la paz" y que "tener un pie en el terrorismo y otro pie en la política" no funciona.

Rice también reiteró su apoyo a la instauración de un Estado palestino, pero dio a entender que Washington no cooperaría con un posible Gobierno de Hamás. Sin embargo, no descartó la posibilidad de cooperar con un Gobierno palestino que incluyera a algunos ministros pertenecientes a dicho partido.

Por su parte, el ministro español de Asuntos Exteriores y Cooperación, Miguel Angel Moratinos, expresó ayer su deseo de que las elecciones palestinas y que el de mañana "sea un buen día para la democracia palestina".

El resultado oficial del escrutinio se conocerá dos semanas después de la jornada electoral, aunque los primeros resultados se difundirán en el momento en que cierren los colegios electorales, a las 19:00 horas locales (18:00, hora peninsular española).