Hamdalá pide que las elecciones se celebren también en Jerusalén Este

Actualizado 05/06/2014 13:01:34 CET

MADRID, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

   El primer ministro del nuevo Gobierno de unidad palestino, Rami Hamdalá, ha pedido este miércoles a la comunidad internacional que presione a Israel para que las próximas elecciones presidenciales y parlamentarias palestinas puedan celebrarse también en Jerusalén Este, según ha informado la agencia oficial palestina de noticias, WAFA.

   La petición de Hamdalá ha llegado después de que el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, afirmara el lunes ante el Parlamento que no permitirá que la Organización para la LIberación de Palestina (OLP) celebre elecciones en la parte este de la ciudad, que la comunidad internacional considera como ocupada ilegalmente por Israel.

   El nuevo Gobierno unidad pactado entre el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás) y el Movimiento Al Fatá, del presidente palestino, Mahmud Abbas, prestó juramento el martes en la ciudad cisjordana de Ramala.

   Tras ello, Hamdalá subrayó que su Ejecutivo respetará todos los acuerdos internacionales firmados por la OLP, así como con el programa político del presidente de la Autoridad Palestina.

   Así, destacó que el Gobierno está comprometido con las iniciativas políticas internacionales y con las soluciones pacíficas destinadas a lograr la creación de un Estado palestino independiente en las fronteras de 1967 y con Jerusalén Este como capital.

   El secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki Moon, se ha mostrado dispuesto a dar su "pleno apoyo" al nuevo Gobierno de unidad palestino, al tiempo que ha confiado en que "pronto emerjan nuevas oportunidades para la solución de los dos estados", después de la ruptura de las negociaciones directas de paz.

   "Naciones Unidas está preparada para dar su pleno apoyo al nuevo Gobierno palestino en su esfuerzo por unificar la Franja de Gaza y Cisjordania", dijo el martes el portavoz de Ban, Stephane Dujarric, apuntando como algunos de los retos de este Ejecutivo a la situación humanitaria y económica y a la celebración de elecciones.

   La Unión Europea y Estados Unidos también han manifestado su voluntad de trabajar con el nuevo Gobierno palestino, siempre y cuando mantenga su adhesión al reconocimiento de Israel, la no violencia y la solución de los dos estados.

   Por su parte, Israel ha dicho que está "profundamente decepcionado" con la decisión estadounidense de apoyar el nuevo Gobierno palestino, recordando que está respaldado por Hamás, "que es una organización terrorista comprometida".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies