Los holandeses rechazan una ley que permitiría a las agencias de Inteligencia espiar el tráfico en Internet

Foto de archivo del primer ministro holandés, Mark Rutte.
REUTERS / ERIC VIDAL
Publicado 22/03/2018 12:26:26CET

ÁMSTERDAM, 22 Mar. (Reuters/EP) -

Los votantes holandeses han rechazado un proyecto de ley que podría haber dado a las agencias de espionaje el poder para realizar una vigilancia masiva del tráfico en Internet en el referéndum celebrado este miércoles.

El proyecto era conocido como la 'ley del rastreo' por sus críticos y habría permitido a los organismos de Inteligencia estudiar el tráfico de regiones geográficas o de canales de comunicación, almacenar información durante un periodo de hasta tres años y compartirla con agencias aliadas.

Este jueves por la mañana, con casi el 90 por ciento del voto escrutado, el 'no' cuenta con un apoyo del 48,8 por ciento; mientras que el 'sí' se queda con un 47,3 por ciento.

La 'ley del rastreo' ya había sido aprobada por las dos cámaras del Parlamento antes de la votación popular. El Gobierno del primer ministro, Mark Rutte, apoyó el 'sí' en el referéndum, defendiendo que la medida es necesaria para proteger al país. Aunque el resultado de la votación no es vinculante, Rutte prometió tomárselo en serio.

Una encuesta a pie de urna del canal holandés NOS había dado una estrecha victoria al 'sí'. Si el resultado favorable al 'no' se confirma, sería la tercera negativa de los holandeses en un referéndum, después de la votación del acuerdo de asociación de la Unión Europea (UE) con Ucrania en 2015 y de la constitución europea de 2005.

El grupo defensor de los derechos digitales Bits of Freedom (Bits de la Libertad) ha instado al Ejecutivo a reconsiderar la ley. "Los votantes han dado una clara señal", ha declarado su director, Hans de Zwart, en un comunicado. "Esta ley no es lo suficientemente buena y necesita mejoras esenciales", ha añadido De Zwart.

Bits of Freedom hizo campaña por el 'no', argumentando que teme que la ley dé pie a violaciones de la privacidad de las personas, aunque las 'escuchas' del tráfico de Internet tengan que ser aprobadas antes de llevarse a cabo por un panel independiente.

Antes de la votación, Rutte declaró que la ley era necesaria para prevenir ataques terroristas. "No es que pensemos que nuestro país es inseguro, sino que creemos que esta ley lo protegería más", defendió el primer ministro.