HRW insta al Gobierno de Egipto a no deportar a los uigures a China ante el alto riesgo de que sean torturados

 

HRW insta al Gobierno de Egipto a no deportar a los uigures a China ante el alto riesgo de que sean torturados

Uigur china
CHINA DAILY CHINA DAILY INFOR
Publicado 08/07/2017 7:25:39CET

MADRID, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

La ONG Human Rights Watch (HRW) ha instado a las autoridades de Egipto a no deportar a los ciudadanos musulmanes de etnia uigur a China, donde corren el riego de ser perseguidos, torturados y detenidos de forma ilegal.

La organización ha denunciado que, desde el 3 de julio, el Gobierno egipcio ha detenido al menos a 62 ciudadanos uigures en el país, a los que ha privado de acceso a familiares y abogados.

"Egipto debe acabar con esta práctica indignante contra los uigures", ha aseverado la directora de HRW en Oriente Próximo, Sarah Leah Whitson. "Los ciudadanos de esta etnia que viven en Egipto deben ser libres y no ser sometidos a deportaciones y detenciones arbitrarias", ha añadido.

Las autoridades de China, que han acusado a los uigures de "separatistas" y "extremistas religiosos", han exigido durante los últimos meses que los estudiantes pertenecientes a esta etnia que se encuentren en el extranjero sean deportados al país.

HRW ha alertado de que muchos de los arrestados se encuentran en posesión de permisos de residencia válidos y son estudiantes de la Universidad Al Azhar, una institución que ha acogido a los uigures durante décadas.

A principios de julio, las autoridades egipcias deportaron a doce uigur y detuvieron a otros 22 que se encontraban, que se encuentran a la espera de ser enviados también de vuelta a China.

Estos arrestos han tenido lugar después de que el ministro del Interior de Egipto, Magdy Abd al Ghaffar, y el viceministro de Seguridad Pública de China, Chin Zhimin, se reunieran para hablar sobre la situación de las "organizaciones extremistas" a nivel internacional.

"La actuación de Egipto pone a prueba si es capaz de hacer frente a la presión de China en vez de servir como una herramienta para violar las leyes a nivel internacional", ha aseverado Whitson. "Puede haber vidas en juego", ha añadido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies