India llama a incluir a los más desfavorecidos en las nuevas políticas medioambientales

Chennai (India), inundada
REUTERS / ANINDITO MUKHERJEE
Publicado 04/02/2018 15:20:38CET

CHENNAI (INDIA), 4 Feb. (Fundación Thomson Reuters/EP) -

Expertos en medio ambiente piden incorporar a los ciudadanos más afectados por el cambio climático en la lucha contra la descontaminación en India, un país donde la elevada densidad de población en los puntos más afectados requiere perentoriamente de la colaboración entre los diferentes estratos de la sociedad -- a menudo vecinos --.

Incluso las pequeñas medidas como los jardines en la azotea y la separación de residuos para el reciclaje pueden involucrar a los residentes más de cerca, según los expertos que lideran el trabajo en superpoblaciones como Chennai (casi 11 millones de personas) y Surat (4,5 millones).

"Los ciudadanos deben ser conscientes de que son parte del problema, pero también pueden ser parte de la solución", ha explicado uno de los principales responsables de la gestión urbanística de Chennai (conocido como Chief Resilient Officer o CRO), Krishna Mohan Ramachandran, en referencia a los desafíos de la gestión de residuos, la congestión del tráfico o la construcción.

Chennai, una de las ciudades más calurosas del país, planea usar los jardines urbanos como una forma de mitigar los efectos de las altas temperaturas. "Los jardines en la azotea influyen en la conservación del agua y el control de la temperatura, y permiten que las personas interactúen con asuntos cívicos desde sus hogares", dijo a la Fundación Thomson Reuters.

Ramachandran, quien asumió el cargo en julio, es el segundo CRO del país en ser nombrado como parte de una iniciativa de The Rockefeller Foundation que busca preparar ciudades para el cambio climático y otras presiones actuales, como la migración y el alto desempleo.

En la zona costera de Chennai, las principales preocupaciones incluyen el descenso de los niveles de agua subterránea debido a las precipitaciones irregulares y las inundaciones causadas por la expansión urbana descontrolada en los humedales y los lechos de los ríos, según Ramachandran.

Las inundaciones también son un desafío en la ciudad occidental de Surat, ubicada a orillas del río Tapi. La ciudad, centro de industrias textiles y de diamantes, ha experimentado unas dos docenas de inundaciones en el último siglo, ha explicado su CRO, Kamlesh Yagnik.

Las inundaciones en 2006 fueron particularmente destructivas: murieron casi 150 personas y dejaron sin hogar a decenas de miles durante días. Ese desastre llevó a la instalación de un sistema de alerta temprana. "Muchas de las industrias que son cruciales para la ciudad se encuentran en áreas bajas, por lo que es fundamental contar con dicho sistema", dijo Yagnik.

Surat ha aprendido sus lecciones por las malas. Después de un brote de peste en 1994, la ciudad, que entonces se consideraba una de las más inmundas de India, se dedicó a limpiar sus vertederos y alcantarillas y mejorar los barrios marginales. En la actualidad, los recordatorios para segregar la basura y mantener limpia la ciudad cubren las paredes de la urbe.