Las investigaciones del avión siniestrado en Yakarta podrían llevar 15 meses

 

Las investigaciones del avión siniestrado en Yakarta podrían llevar 15 meses

Sukhoi Superjet, Avión Desaparecido En Indonesia, Yakarta
REUTERS
Actualizado 11/05/2012 11:05:24 CET

MADRID, 11 May. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Indonesia han señalado este viernes que las investigaciones en torno al accidente aéreo del avión Sukhoi Superjet 100 que se estrelló el miércoles en Yakarta (Indonesia) podrían llevar hasta 15 meses, según ha informado el Comité de Seguridad en el Transporte del país asiático.

Así, ha señalado que es improbable que la investigación se complete rápidamente a causa de las "condiciones complejas" de la zona en la que se estrelló la aeronave, según ha informado la agencia rusa RIA Novosti.

Por su parte, el Comité de Investigación de la Federación Rusa, un órgano que depende de la Presidencia del país, ha anunciado este jueves la apertura de una investigación en torno al suceso en aplicación del artículo del Código Penal que castiga la violación de las normas de seguridad aérea.

Un portavoz de este organismo, Vladimir Markin, ha confirmado la apertura de una investigación penal y ha asegurado que el Comité de Investigación "está estudiando enviar a Yakarta a investigadores de su Departamento Forense, para colaborar en las indagaciones de las agencias de seguridad indonesias.

El avión Sukhoi Superjet 100 se estrelló el miércoles en el monte Salak, cerca de Yakarta, durante un vuelo de demostración programado en el marco de una exhibición aérea. El impacto contra la colina habría acabado con la vida de todos los ocupantes del avión, aunque, por el momento, no se han encontrado los cadáveres por las dificultades de acceso a la zona del accidente.

Fabricado por la compañía rusa Sukhoi en cooperación con firmas aeronáuticas estadounidenses y europeas como Boeing, Snecma, Thales y Liebherr, el Superjet 100 es un avión de pasajeros con capacidad de para 100 personas y un alcande de hasta 4.500 kilómetros.

La aeronave, una de las grandes apuestas de futuro de la compañía aeronáutica rusa para el mercado civil, recibió la certificación de la Agencia Europea de Seguridad Aérea (EASA) el pasado mes de febrero y cuenta con una cartera de pedidos en firme de 200 unidades.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies