Irán dice que hay "modos prácticos" de liberar al corresponsal de 'The Washington Post'

, Alí Larijani
REUTERS/CAREN FIROUZ
Publicado 04/09/2015 20:55:11CET

WASHINGTON, 4 Sep. (Reuters/EP) -

El presidente del Parlamento iraní, Ali Larijani, ha afirmado este viernes que hay "modos prácticos" de liberar a Jason Rezaian, el corresponsal de 'The Washington Post' en Teherán que ha sido juzgado por cargos de espionaje, además de añadir que un intercambio de prisioneros sería una opción posible.

En una entrevista emitida en la cadena de radio estadounidense NPR, Larijani ha respondido a la cuestión de si existe algún modo liberar a Rezaian y otros estadounidenses detenidos en Irán. "Hay modos prácticos por supuesto", ha asegurado.

"Por ejemplo, hay numerosos iraníes en prisión aquí (en Estados Unidos). Definitivamente para cuestiones de esta naturaleza, uno puede elaborar soluciones. Creo que vuestros políticos conocen esos modos", ha explicado a la cadena a través de un intérprete.

"Ése es un modo (el intercambio de prisioneros). Hay otros modos que el sistema judicial de los dos países puede conseguir. Es el Poder Judicial es el que tiene que decidir sobre ello", ha agregado Larijani.

Las declaraciones de Larijani contrastan con las del viceministro de Exteriores, Hassan Qashqavi, que según la agencia de noticias iraní ISNA, el pasado 25 de agosto afirmó que Teherán no estaba sopesando un posible intercambio de prisioneros.

El portavoz del Departamento de Estado, John Kirby, ha declarado que Estados Unidos no va a responder a los comentarios emitidos por los políticos iraníes. "Hemos aumentado nuestra preocupación por los ciudadanos estadounidenses detenidos y desaparecidos desde diversos puntos con los políticos iraníes y continuaremos haciéndolo", ha señalado Kirby.

Un abogado de Rezaian aseguró el mes pasado que podría emitirse un veredicto en el juicio en una semana, aunque finalmente no se emitió veredicto alguno. El periódico 'The Washington Post' ha rechazado los cargos contra Rezaian al considerarlos como "absurdos" y ha pedido ayuda al Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas para asegurar su liberación.

Por su parte, el presidente estadounidense, Barack Obama, ha pedido a Teherán que libere a Rezaian y a otros dos estadounidenses, Saeed Abedini y Amir Hekmati, además de solicitar ayuda para encontrar a Robert Levinson, un norteamericano que desapareció en Irán hace más de ocho años.