Israel y la ANP iniciarán el domingo las primeras conversaciones de paz tras la elección de Obama

Actualizado 07/11/2008 13:05:13 CET

JERUSALÉN, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

Israel y la Autoridad Nacional Palestina (ANP) anunciarán el próximo domingo su compromiso de continuar con las conversaciones sobre los temas centrales durante el próximo año después de que el presidente electo estadounidense Barack Obama asuma su cargo, informa el diario israelí 'Haaretz', mientras que la secretaria de Estado norteamericana, Condoleeza Rice, declaró ayer durante su visita a Israel que Estados Unidos seguirá siendo un amigo de este país.

Se espera que los miembros del Cuarteto para Oriente Próximo --formado por Estados Unidos, Rusia, Naciones Unidas y la Unión Europea (UE) --, realicen un comunicado sobre la continuación de las negociaciones durante la próxima reunión que realicen en la ciudad egipcia de Sharm el Sheij, donde serán informados de la evolución de las conversaciones de paz.

La ministra de Asuntos Exteriores israelí, Tzipi Livni, y el jefe negociador palestino, Ahmed Qorei, informarán al Cuarteto sobre el progreso realizado durante el año pasado en las conversaciones de paz, y también se espera que se publique un comunicado al término de la reunión para diseñar las obligaciones de cada parte basándose en los principios de la Conferencia de Annapolis.

Rice, que llegó ayer a Israel, manifestó en una rueda de prensa que las negociaciones del año pasado fueron las más serias y terminaron con siete años de intifada. Por su parte, Livni reiteró los mensajes que lanzó durante la campaña que realizó para su ellección e la que se diferenció del ex primer ministro israelí Benjamin Netanyahu.

"Somos lo suficientemente realistas para reconocer la realidad que afrontamos, pero también estamos lo suficientemente decididos a cambiarla. Creo profundamente que el estancamiento no está entre los intereses de Israel y que no puede ser nuestra política", manifestó Livni.

Livni añadió que la sociedad israelí no necesita consignas sino soluciones, y que cualquier solución requerirá una respuesta a las necesidades israelíes, en primer lugar la seguridad.

Por otro lado, el primer ministro israelí, Ehud Olmert, llamó ayer al presidente electo estadounidense, Barack Obama, y ambos debatieron sobre la necesidad de seguir adelante con el proceso de paz con los palestinos, según informó la oficina de Olmert.

Las actuales conversaciones de paz, lanzadas a principios de año en una conferencia patrocinada por el presidente saliente estadounidense, George W. Bush, han estado estancadas desde el principio debido a la violencia, así como por las disputas sobre la construcción de los asentamientos judíos y por el futuro de Jerusalén.

En un comunicado, la oficina de Olmert explicó que el primer ministro y Obama "acordaron la necesidad de continuar avanzando en el proceso de paz y, al mismo tiempo, salvaguardando la seguridad de Israel".

El comunicado añade que Obama y Olmert también "hablaron sobre la larga amistad entre Estados Unidos e Israel y la necesidad de mantener y fortalecer esta amistad", aunque no dio más detalles sobre la conversación, la primera entre los dos dirigentes desde que Obama fuera elegido el pasado martes.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies