Israel dice que el dron iraní que derribó en febrero estaba "cargado de explosivos" e iba a "atacar Israel"

Dron iraní derribado por un helicóptero israelí
IDF (EJÉRCITO DE ISRAEL) - Archivo
Publicado 13/04/2018 20:57:56CET

MADRID, 13 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ejército de Israel ha asegurado este viernes que el dron iraní que derribó en febrero sobre su espacio aéreo estaba "cargado de explosivos" y tenía como objetivo "atacar Israel".

En mensajes en su cuenta oficial en la red social Twitter, las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) han indicado que las conclusiones han sido sacadas "tras un análisis del recorrido de vuelo y una investigación operacional y de Inteligencia".

"Al interceptar el dron iraní, los helicópteros de combate de la Fuerza Aérea de Israel evitaron el ataque que Irán deseaba perpetrar en Israel", ha señalado.

"El dron fue identificado y rastreado por los sistemas de defensa israelíes hasta su destrucción, eliminando de forma efectiva cualquier amenaza que supusiera", ha remachado.

El dron fue interceptado el 10 de febrero por un helicóptero Apache en los Altos del Golán. El incidente provocó una respuesta militar israelí, que bombardeó una decena de instalaciones militares sirias e iraníes en territorio sirio, incluido el lugar desde el que despegó el dron. En esta contraofensiva fue derribado un caza 'F-16' israelí por parte de los sistemas antiaéreos sirios.

La revelación de las conclusiones de la investigación tiene lugar en un momento de gran tensión entre ambos países y un día después de que un representante del líder supremo iraní, el ayatolá Alí Jamenei, advirtiera de que las ciudades israelíes de Tel Aviv y Haifa "serán destruidas" si Israel "sigue con su retórica contra Irán".

El representante de Jamenei en las Fuerzas Quds del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica, Alí Shirazi, resaltó que "si a Israel le interesa seguir unos días más con su vida maligna, tiene que dejar de cometer estupideces", según recogió la cadena de televisión iraní Hispan TV.

Las palabras de Shirazi llegaron después de que altos cargos de seguridad israelíes advirtieran a Irán de que si se atreve a atacar Israel desde Siria entonces serán el presidente sirio, Bashar al Assad, y su régimen quienes "pagarán el precio".

Previamente, Alí Akbar Velayati, consejero para Asuntos Exteriores de Jamenei dijo que el ataque contra una base militar en Homs, Siria, presuntamente perpetrado por Israel y en el que murieron catorce personas --entre ellas siete iraníes--, "no quedará sin respuesta".

El ministro de Defensa israelí, Avigdor Lieberman, señaló el martes que Israel adoptaría todas las medidas necesarias para evitar que Irán establezca una base militar permanente en Siria. "No importa el precio, no permitiremos a Irán tener una presencia permanente en Siria. No tenemos otra opción", sostuvo.