Botsuana pide perdón por amenazar a Kenyatta con prohibirle la entrada si se niega a colaborar con el TPI

 

Botsuana pide perdón por amenazar a Kenyatta con prohibirle la entrada si se niega a colaborar con el TPI

Actualizado 15/03/2013 3:56:12 CET

MADRID, 15 Mar. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Exteriores de Botsuana, Phandu Skelemani, ha pedido perdón este jueves por decir que su Gobierno prohibiría la entrada al país del presidente electo de Kenia, Uhuru Kenyatta, si se niega a cooperar con el Tribunal Penal Internacional (TPI).

La polémica se desató esta semana, cuando Skelemani advirtió de que si Kenyatta "se niega a ir a La Haya, no podrá poner un pie en Botsuana". "Tendremos un problema, porque no puedes reconocer la jurisdicción de un tribunal y desconocerla cuando te llama", dijo en una entrevista al diario 'Mmegi'.

En respuesta, el portavoz del Gobierno keniano, Muthui Kariuki, reiteró que el país cumpliría sus obligaciones internacionales, al tiempo que advirtió de que no se dejaría intimidar por su vecino regional. "Creemos que esas declaraciones han sido despectivas", dijo al 'Daily Nation'.

"El señor Kenyatta ha sido acusado, pero es inocente hasta que se demuestre lo contrario. Hasta ahora, ha acudido a todas las sesiones del TPI y está dispuesto a hacerlo", subrayó el portavoz gubernamental.

"Pido perdón al pueblo keniano por mis declaraciones. El señor Kenyatta es más que bienvenido a Bostsuana, porque somos conscientes de que cualquiera es inocente hasta que se demuestre lo contrario", ha declarado este jueves Skelemani.

Además, el jefe de la diplomacia botsuanesa ha expresado su "deseo" de que "ambos países sigan trabajando juntos". "Esperamos que nada cambie eso", ha añadido, según ha informado la cadena británica BBC.

Kenyatta; su 'número dos', William Ruto; el ex embajador keniano en Naciones Unidas Francis Muthaura; y el periodista Joshua Arap Sang; están acusados de crímenes contra la Humanidad por incitar a la ola de violencia que se desató tras las elecciones presidenciales de 2007, en la que murieron unas 1.000 personas.

El abogado de Kenyatta, Steven Kay, ha solicitado al TPI que retire los cargos en su contra, argumentando que las evidencias en las que se basa son "completamente erróneas", tal y como ha hecho con Muthaura porque varios testigos se han retractado de sus declaraciones.

A pesar de la acusación del TPI, Kenyatta y Ruto se presentaron a los comicios del pasado 4 de marzo y se alzaron con la victoria por un estrecho margen de votos. El hasta entonces primer ministro, Raila Odinga, ha denunciado fraude electoral y ha adelantado que recurrirá al Tribunal Supremo.

Botsuana ya advirtió al presidente sudanés, Omar Hasan al Bashir, de que sería detenido si entraba al país, dado que está requerido por el TPI, junto a otros altos cargos de su Gobierno, por genocidio, crímenes de guerra y contra la Humanidad por el conflicto en Darfur.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies