Kofi Annan y nueve expresidentes africanos advierten de que el futuro de RDC "está en grave peligro"

Kofi Annan
REUTERS
Publicado 16/06/2017 5:34:13CET

MADRID, 16 Jun. (EUROPA PRESS) -

El ex secretario general de Naciones Unidas Kofi Annan y nueve antiguos presidentes africanos han advertido este jueves de que el futuro de República Democrática del Congo (RDC) "está en grave peligro", abogando por una transición democrática pacífica en el país.

"Como líderes africanos comprometidos con la democracia, estamos profundamente preocupados por la situación política en RDC, que representa una amenaza a la estabilidad, prosperidad y paz en la región de los Grandes Lagos y en África en su conjunto", han indicado en un comunicado.

En el mismo, han afirmado que "se ven obligados a hacer sonar la alarma antes de que sea demasiado tarde", afirmando que la "grave crisis política" en el país se debe "al fracaso a la hora de organizar elecciones a finales de 2016, tal y como contemplaba la Constitución".

"El acuerdo entre el Gobierno y la oposición del 31 de diciembre, bajo la égida de la Conferencia Episcopal Nacional de Congo (CENCO), evitó un desastre, pero su aplicación hace frente a crecientes dificultades que ponen en peligro el proceso destinado a celebrar elecciones pacíficas este año", han señalado.

En este sentido, han lamentado que "ni el espíritu ni el contenido del acuerdo están siendo respetados", añadiendo que "esto pone en peligro una transición política no violenta vital para la futura estabilidad y prosperidad de RDC".

"Unas elecciones íntegras son la única estrategia pacífica posible para resolver la crisis de legitimidad que afecta a las instituciones de RDC", han dicho, reclamando que el Gobierno y la comunidad internacional "den a la comisión electoral todos los recursos necesario para organizar los comicios".

"Reclamamos a los líderes políticos de RDC que pongan los intereses nacionales por encima de todo. El pueblo congoleño, ya marcado por décadas de mandato autocrático, seguidas de años de guerra civil, aspira a la paz, el desarrollo y el respeto de sus Derechos Humanos".

Por ello, los firmantes han puntualizado que "esta crisis afecta ante todo a las vidas y el sustento de los hermanos y hermanas congoleños", alertando de que "dejar la crisis sin solución tendrá implicaciones a nivel continental".

"Pedimos al presidente (Joseph Kabila) y a otros líderes congoleños que redoblen sus esfuerzos para aplicar el acuerdo del 31 de diciembre de buena fe para restaurar la confianza entre los partidos y garantizar unas elecciones libres, creíbles y pacíficas a finales de año", han remachado.

El comunicado ha sido firmado por Annan, y los expresidentes Boni Yayi (Benín), John Kufuor (Ghana), John Mahama (Ghana), Thabo Mbeki (Sudáfrica), Benjamin Mkapa (Tanzania), Festus Mogae (Botsuana), Olusegun Obasanjo (Nigeria), Pedro Pires (Cabo Verde) y Cassam Uteem (Mauricio).

LA CRISIS POLÍTICA

El comunicado ha sido publicado pocos días después de que Felix Tshisekedi, líder de la coalición opositora de RDC, Plataforma, hiciera un llamamiento a "volver a movilizar" a la población para protestar contra Kabila.

"Ha llegado la hora de que volvamos a movilizarnos como un solo hombre para hacer frente al desafío que Kabila ha lanzado contra nuestro pueblo, el de privar a la nación de elecciones según la Constitución", dijo.

En sus declaraciones, prometió una 'hoja de ruta' para organizar las acciones opositoras hasta el 31 de diciembre de 2017, cuando se cumplirá el aniversario de las elecciones presidenciales, legislativas y locales que fueron aplazadas.

El Gobierno y parte de la oposición --a excepción de la Plataforma, la coalición más importante-- acordaron en 2016 aplazar las elecciones, a pesar de que el mandato del presidente llegaba a su fin en diciembre de ese año.

Los opositores a Kabila han denunciado en numerosas ocasiones que el mandatario está aplazando los comicios de forma intencionada para mantenerse en el poder más allá de su mandato.

A finales de diciembre, el presidente se comprometió a dimitir tras las próximas elecciones, según un acuerdo de reconciliación cerrado por los distintos partidos políticos. El acuerdo obliga a Kabila a abstenerse de cambiar la Constitución para intentar presentarse de nuevo.

Sin embargo, la muerte en febrero de Etienne Tshisekedi --líder histórico de la oposición y padre del actual presidente de la Plataforma-- dejó a los rivales de Kabila seriamente debilitados en su intento por forzar al mandatario a abandonar el poder.

Estaba previsto que Tshisekedi encabezara el consejo de transición para supervisar la salida de Kabila del poder para finales de este año, en virtud del citado acuerdo de diciembre de 2016.

Finalmente, Kabila nombró recientemente como primer ministro a Bruno Tshibala, pese a las protestas de la Plataforma por el proceso elegido por Kabila para realizar la designación, a la que la plataforma opositora se opuso.

El pacto garantizaría el que podría ser el primer traspaso pacífico de poderes en el país africano desde la independencia en 1960. Kabila llegó al poder en 2001, en sustitución de su padre, Laurent, que murió asesinado.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies