El Kremlin condena la comparación de Johnson entre el Mundial de Rusia y los JJOO de la Alemania nazi

Boris Johnson
REUTERS / HANNAH MCKAY
Actualizado 21/03/2018 19:36:36 CET

MADRID, 21 (EUROPA PRESS)

Rusia ha condenado las declaraciones realizadas este miércoles por el ministro de Exteriores británico, Boris Johnson, en las que ha acusado al Kremlin de utilizar el Mundial de Fútbol para mejorar la imagen internacional del país, estableciendo un paralelismo con los Juegos Olímpicos de 1936, organizados por la Alemania de Adolf Hitler.

"Toda comparación de ese tipo, tratándose de un país que entregó millones de vidas en la lucha contra el nazismo (...), es inadmisible e indigna del jefe de la diplomacia de un Estado europeo", ha escrito la portavoz del Ministerio de Exteriores ruso, Maria Zajarova, en su cuenta oficial de Twitter, según informa la agencia de noticias Sputnik.

El tema ha salido a colación durante un debate parlamentario en el que el diputado laborista Ian Austin ha alertado de que "Putin va a usar (el Mundial) de la misma manera en que Hitler usó los Juegos Olímpicos de 1936" y ha abogado por que Reino Unido no participe para no respaldar esta supuesta campaña de propaganda a favor de Vladimir Putin.

"Creo que la comparación con 1936 es sin duda correcta", ha respondido el jefe de la diplomacia británica. "Creo que es una perspectiva repulsiva, sinceramente, pensar en que Putin salga glorificado de este evento deportivo", ha apostillado.

Pese a ello, Johnson ha abogado por no boicotear la competición, alegando que implicaría un castigo tanto para la selección como para los aficionados británicos, aunque no ha descartado emitir algún tipo de advertencia para que los ciudadanos de Reino Unido no viajen a Rusia durante el Mundial, que tendrá lugar entre el 14 de junio al 15 de julio.

Para Zajarova, sin embargo, resulta "evidente" que "los políticos británicos han puesto rumbo al boicot del Mundial de Rusia".

El viceprimer ministro ruso Arkadi Dvorkovich se ha referido precisamente este miércoles a un posible boicot al Mundial y ha afirmado que los países que no acudan "se castigarán a sí mismos". "La organización será excelente, será el mejor problema", ha zanjado, de acuerdo con Sputnik.

Este cruce de declaraciones se enmarca en la crisis bilateral que ha provocado el envenenamiento del ex espía ruso Sergei Skripal, asilado en Reino Unido. Londres sospecha que ha sido un acto deliberado de Moscú y, en consecuencia, ha expulsado a 23 diplomáticos rusos. El Kremlin ha adoptado la misma medida en reciprocidad.