El PAM denuncia que los bombardeos al norte de Beirut afectan a la principal vía de suministro de ayuda

Actualizado 04/08/2006 16:40:22 CET

MADRID, 4 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Programa Mundial de Alimentos (PAM) expresó hoy su "gran preocupación" por el hecho de que los bombardeos israelíes de esta noche contra una carretera al norte de Beirut, que une la capital con la frontera siria, "interrumpa la vital vía de suministro humanitario entre Líbano y el mundo exterior".

Según la agencia de la ONU, que coordina la logística de la ayuda humanitaria a Líbano, los bombardeos han cortado la carretera en tres puntos y también han destruido presuntamente puentes clave, por lo que "la destrucción en la que ha sido la principal vía de suministro podría minar la capacidad de hacer llegar bienes esenciales y personal esencial desde el norte y a través de la frontera de Siria", afirma el PAM en un comunicado.

El PAM advierte de que "el tiempo es oro y cada retraso es un revés en el trabajo humanitario urgente". De hecho, precisa el comunicado, uno los convoyes con ayuda previstos para hoy tuvieron que ser cancelados. Así, los bombardeos sobre los suburbios del sur de Beirut obligaron a aplazar el envío de ayuda a Tiro y Rashidya, aunque sí que pudo partir otro convoy desde la capital hacia Jezzine.

El corte de la carretera, debido a la cual el PAM está buscando otras rutas alternativas por territorio libanés, "hace del inicio de los vuelos del PAM hoy al aeropuerto de Beirut todavía más importantes". Así, esta mañana llegaron 10 toneladas de galletas energéticas y 2 toneladas de otros materiales esenciales a bordo de un C-130 Hercules proporcionado por el Gobierno portugués, que durante el fin de semana llevará a la capital libanesa un total de 42 toneladas de ayuda.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies