Localizan en la Universidad de Stanford al expresidente de Perú Alejandro Toledo, investigado por Odebrecht

 

Localizan en la Universidad de Stanford al expresidente de Perú Alejandro Toledo, investigado por Odebrecht

Alejando Toledo
GETTY
Publicado 07/03/2017 4:58:40CET

LIMA, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

El expresidente de Perú Alejandro Toledo, investigado por la presunta recepción de sobornos por parte de la empresa brasileña Odebrecht, ha sido localizado este lunes en la Universidad de Stanford, ubicada en Palo Alto, en el estado estadounidense de California.

El diario peruano 'La República' ha confirmado la ubicación del exmandatario tras haber obtenido en exclusiva dos imágenes en las que se puede ver al exmandatario en una cafetería próxima a la universidad.

El Gobierno peruano ha advertido recientemente de que cuenta con "información de buena fuente" que sitúa al expresidente en la ciudad de San Francisco. A mediados de febrero, las autoridades judiciales enviaron a Estados Unidos más información para tratar de lograr su detención.

Sobre Toledo pesa una orden judicial que establece 18 meses de prisión preventiva, a la espera de que se aclare si cobró 20 millones de dólares a cambio de la adjudicación de dos tramos de la carretera Interoceánica Sur, que conecta el Atlántico con el Pacífico.

La Universidad de Stanford ya aclaró en su momento que suspenderá a Toledo como profesor visitante si es detenido.

En un comunicado enviado al portal Agenda País, la universidad recordó que Toledo no es "ni empleado ni profesor" en su centro, sino que simplemente ha tenido permiso para "utilizar el espacio de oficinas y la biblioteca para llevar a cabo una investigación acerca de la educación en Latinoamérica".

"No está remunerado por Stanford, aunque sí ha recibido una beca por su investigación", explicaron desde la universidad.

El presidente peruano, Pedro Pablo Kuczynski, solicitó personalmente a su homólogo estadounidense, Donald Trump, que considerara el arresto y deportación de Toledo, en una conversación telefónica y de la que han dado cuenta pública las autoridades.

Por su parte, el exmandatario ha asegurado que "nunca" se ha fugado de nada, ya que cuando salió del país "no había cargos de Odebrecht" en su contra. "Pero me llaman 'fugitivo', una distorsión maquiavélicamente política que rechazo", ha dicho Toledo, en un comunicado publicado en su cuenta en la red social Twitter.

Toledo ya advirtió recientemente de que retomaría sus actividades académicas en la universidad de Stanford.

El Gobierno de Perú, que llegó a alertar de una posible fuga de Toledo a Israel, ha ofrecido una recompensa de 100.000 soles (unos 28.900 euros) a cambio de información que facilite el arresto del antiguo mandatario.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies