Maduro sobre la ofensiva parlamentaria: "Esto es un coletazo de Obama antes de irse"

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Maduro sobre la ofensiva parlamentaria: "Esto es un coletazo de Obama antes de irse"

Presidente de venezuela,Nicolás Maduro
REUTERS
Publicado 25/10/2016 22:26:36CET

CARACAS, 25 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, ha achacado el acuerdo alcanzado este martes en la Asamblea Nacional para examinar su posible responsabilidad política por "abandono del cargo" a "un coletazo" de su homólogo estadounidense, Barack Obama, "antes de irse".

"Esto es un coletazo de Obama antes de irse. Quiere hacerle daño a Venezuela", ha dicho a los cientos de manifestantes que han marchado desde la Avenida Libertador hasta el Palacio de Miraflores para expresar su apoyo al Gobierno, según informa Noticias 24.

Maduro ha insistido igualmente en que la crisis económica que sufre Venezuela --debido a la caída del precio del petróleo en los mercados internacionales-- obedece a maniobras estadounidenses. "En el mundo lo ven así y nuestro pueblo sabe que es así", ha afirmado.

Para el líder bolivariano la decisión de los diputados venezolanos es "un golpe parlamentario" y ha advertido al presidente de la Asamblea Nacional, Henry Ramos Allup, de que "esta es su última oportunidad para que pase por el aro constitucional".

Así las cosas, ha convocado al Consejo de Estado para el miércoles a las 11.00 (hora local) en el Palacio de Miraflores "para conversar sobre la Asamblea Nacional y el diálogo por la paz". Maduro ha invitado también a Ramos Allup para que "dé la cara".

Maduro ha aseverado que el diálogo entre el Gobierno y la Mesa de Unidad Democrática (MUD) "es importante" y por ello ha avanzado que acudirá "personalmente" a la mesa de negociaciones que se instalará el próximo 30 de octubre en Isla Margarita.

"Llamo a los sectores de la derecha que quieren diálogo a que no se dejen convencer por el odio", ha pedido, alertando de que "la alternativa es la guerra". "Ni Obama ni la derecha ni ningún imperio podrán con la fuerza del pueblo 'chavista'", ha defendido.

RESPONSABILIDAD POLÍTICA

La Asamblea Nacional ha acordado este martes iniciar el proceso para "evaluar y determinar la responsabilidad política" del presidente del país, Nicolás Maduro, por "abandono del cargo", lo que podría dar lugar a un juicio en su contra.

Esta iniciativa parlamentaria está amparada en el artículo 222 de la Constitución de Venezuela, según el cual la Asamblea Nacional "podrá declarar la responsabilidad política de los funcionarios (...) y solicitar al poder ciudadano que intente las acciones a que haya lugar para hacer efectiva tal responsabilidad".

Si el Congreso declarara la responsabilidad política de Maduro, podría empujarlo a un juicio. Aunque parte de la coalición opositora ha hablado de 'impeachment', en Venezuela no existe esta figura jurídica, por lo que se trataría de un proceso judicial ordinario.

"Esta es la mayor sanción que puede aplicar el Poder Legislativo y puede dar lugar a la responsabilidad penal y administrativa del mandatario y desembocar en nuevas elecciones presidenciales", ha explicado el Parlamento en su página web.

No obstante, la decisión de la Asamblea Nacional podría ser anulada por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), dado que el pasado mes de agosto determinó que todas las decisiones parlamentarias serán nulas hasta que no se expulse a tres diputados acusados de comprar votos.

CRISIS VENEZOLANA

Esta decisión parlamentaria llega un día después de que Gobierno y MUD accedieran a sentarse a la mesa de negociaciones para buscar soluciones a la crisis económica, política y social que atraviesa la nación caribeña en los últimos años.

La crisis política en Venezuela estalló tras las elecciones del pasado 6 de diciembre, que dieron lugar a una cohabitación inédita en la nación caribeña, con la oposición en la Asamblea Nacional y el 'chavismo' en el Palacio de Miraflores.

La coalición opositora puso en marcha varias leyes desde el Parlamento --que controla por primera vez en 16 años--, pero fueron vetadas por Maduro, incluida la Ley de Amnistía con la que pretendía liberar al líder opositor Leopoldo López.

La coalición activó el mecanismo constitucional para celebrar un referéndum con el que revocar el mandato de Maduro antes de que expire oficialmente, en 2019. Para llevar a unas elecciones anticipadas debe convocarse antes del 10 de enero de 2017 porque, de lo contrario, el vicepresidente, Aristóbulo Istúriz, seguiría gobernando.

A pesar de la presión ejercida por la MUD en las calles, la semana pasada el Consejo Nacional Electoral (CNE) anuló la recogida de firmas para la primera etapa del referéndum revocatorio en cinco estados y pospuso la segunda fase, prevista para el 26, 27 y 28 de octubre.

En este contexto, la Asamblea Nacional ha acordado una 'hoja de ruta' para recuperar el "hilo constitucional" en Venezuela que incluye, entre otras acciones, la declaratoria de la responsabilidad política de Maduro por dejación de las funciones presidenciales.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies