Malala asegura que pretende residir en Pakistán una vez finalice sus estudios en Oxford

Malala Yousafzai
SUZANNE PLUNKETT / REUTERS - Archivo
Publicado 30/03/2018 23:02:13CET

MADRID, 30 Mar. (EUROPA PRESS) -

Malala Yousafzai, la ganadora del Premio Nobel de la Paz más joven de la historia, ha asegurado este viernes que pretende residir en Pakistán una vez que finalice su educación en Oxford, según ha informado la cadena de televisión local Geo TV.

"Mi plan es volver a Pakistán, ya que es mi país. Tengo el mismo derecho que cualquier otro paquistaní", ha indicado en una entrevista concedida a la cadena.

Asimismo, ha destacado que quiere continuar sus trabajos de activismo a favor de la educación de las niñas "para hacer posible que todas las niñas de Pakistán reciban una educación de alto nivel y puedan cumplir sus sueños y ser parte de la sociedad".

Malala ha resaltado que "las cosas han mejorado" en el país centroasiático respecto a 2012, cuando sobrevivió a un intento de asesinato por parte de los talibán, al tiempo que ha señalado que "la gente se está uniendo por un Pakistán mejor". "La gente está activa, y eso es bueno", ha manifestado.

Por otra parte, ha dado las gracias al Ejército por la atención médica que le prestó tras el intento de asesinato. "Mi tratamiento (en Pakistán) fue llevado a cabo por médicos militares, y si no me hubieran operado a tiempo no estaría aquí hoy", ha remachado.

En una segunda entrevista concedida a la agencia británica de noticias Reuters durante la jornada, la activista se ha mostrado "orgullosa" de su religión y su país", antes de recalcar que "nunca ha sido tan feliz" como desde su regreso el jueves a Pakistán.

"Echo de menos todo sobre Pakistán. Los ríos, las montañas, incluso las calles sucias y la basura alrededor de nuestra casa, y a mis amigos y nuestras charlas sobre nuestra vida escolar, sobre cómo solíamos pelear con nuestros vecinos", ha dicho.

Así, ha dicho que quiso volver antes pero no pudo hacerlo debido a los temores por su seguridad y la exigencia para ingresar a Oxford, donde comenzó a estudiar el año pasado.

Malala ha dicho además no entender por qué un grupo de escuelas privadas ha declarado la jornada como el 'Día Yo no soy Malala' tras decir que la joven "tiene ideología contraria al Islam y Pakistán".

"Simplemente no sé nada de nada que haya dicho que me haga contraria a Pakistán o al Islam", ha apuntado. "El Islam me ha enseñado la importancia de la paz. El Islam me ha enseñado la importancia de la educación. La primera palabra del Islam, o la primera palabra del Corán, es 'Iqra', que significa 'leer'", ha argumentado.

LA FIGURA DE MALALA

En octubre de 2012, hombres armados enmascarados detuvieron el minibús en el que viajaba Malala y algunas de sus amigas y le dispararon. Dos de sus amigas también resultaron heridos.

A los 17 años, en 2014, Malala se convirtió en la persona más joven en recibir un premio Nobel de la Paz por sus esfuerzos en promover la educación. También se convirtió en un símbolo mundial de la resiliencia de las mujeres que afrontan represión.

Incapaz de regresar a su país natal tras recuperarse de los efectos que el ataque tuvo sobre ella, Malala permaneció en Reino Unido, donde ha creado Malala Fund y se dedica a apoyar a grupos que promueven la educación en países como Pakistán, Nigeria, Jordania, Siria y Kenia. Este mes, una nueva escuela para niñas construida con el dinero de su Nobel abrió sus puertas en Shangla, cerca de Swat.

Durante su estancia en Pakistán, que se espera que dure varios días, Malala muy probablemente permanecerá en Islamabad y se reunirá con familiares y amigos en el hotel, según sus parientes.

La joven es una figura controvertida en su país natal y es atacada con frecuencia por los religiosos conservadores, que la acusan de dar una imagen de su país y de buscar la fama. "Una traidora ha llegado Pakistán", ha escrito alguien en respuesta a la noticia de su llegada en Twitter, aunque otros muchos mensajes tenían un tono positivo.

Contador