Más de la mitad de los estadounidenses ven "amañado" el sistema de nominación presidencial

Elecciones primarias de Estados Unidos
REUTERS
Publicado 27/04/2016 14:26:44CET

NUEVA YORK, 27 Abr. (Reuters/EP) -

Más de la mitad de los votantes estadounidenses creen que el sistema de nominación de los partidos para elegir a sus candidatos a la Casa Blanca está "amañado" y más de dos terceras partes quieren que se cambie este proceso, según un sondeo de Reuters e Ipsos.

Los resultados hacen eco a las quejas expresadas por el favorito en el bando republicano, Donald Trump, y por el precandidato demócrata Bernie Sanders, que consideran que el sistema está en su contra y en favor de los candidatos con lazos más cercanos con los partidos, una crítica que ha generado un debate a nivel nacional sobre si el proceso es justo.

Estados Unidos es uno de los pocos países que da a los votantes voz a la hora de decidir quién debe ir en las papeletas en las elecciones presidenciales. Pero el sistema estado por estado de primarias, caucus y convenciones es complejo y los partidos siguen teniendo un considerable poder en el proceso.

Uno de los elementos de crítica del sistema estadounidense es el uso de delegados, miembros del partido que son asignados para apoyar a los candidatos en sus respectivas convenciones, normalmente en base a los resultados. Los partidos deciden cómo se conceden los delegados en cada estado y cada uno tiene normas diferentes.

Las opiniones personales de los delegados pueden entrar en juego en las convenciones del partido si la pugna es demasiado ajustada para declarar un vencedor, algo que está siendo objeto de debate en la actual campaña.

Otra complicación es que los gobiernos de los estados tienen normas diferentes sobre si los votantes deben estar registrados como miembros de partido para participar. En algunos estados, los partidos restringen la selección de delegados a pequeños comités de las elites del partido, como hizo el Partido Republicano este año en Colorado, que dio todos sus delegados a Ted Cruz.

El 51 por ciento de los probables votantes que han respondido a la encuesta online realizada entre el 21 y el 26 de abril han señalado que consideran que el sistema de primarias está "amañado" contra algunos candidatos.

Además, el 71 por ciento afirman que preferiría elegir al candidato de su partido con un voto directo, suprimiendo el uso de delegados como intermediarios.

Por otra parte, el 27 por ciento de los consultados dicen no entender cómo funciona el proceso de primarias y el 44 por ciento no entiende por qué están implicados los delegados. Las respuestas son muy similares entre republicanos y entre demócratas.

En total, casi la mitad afirma que preferiría un solo día de primarias en el que todos los estados votaran a la vez, al contrario que el actual, que reparte las votaciones durante varios meses. El sondeo ha sido realizado sobre una muestra de 1.582 estadounidenses y tiene un intervalo de credibilidad del 2,9 por ciento.