México despide a Mouriño y el resto de fallecidos en el accidente aéreo en un funeral de Estado

Actualizado 07/11/2008 2:34:07 CET

MÉXICO D.F, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades mexicanas despidieron ayer a los funcionarios que murieron el martes, entre ellos el ministro del Interior, Juan Camilo Mouriño, como consecuencia de un accidente aéreo, en un funeral de Estado celebrado en Campo Marte y en el que estuvieron presentes políticos del Gobierno y de la oposición así como familiares y amigos de los fallecidos.

Durante la ceremonia, el presidente mexicano, Felipe Calderón, destacó que, gracias a la labor de Mouriño, hijo del presidente del Celta de Vigo, Carlos Mouriño, el país logró reformas tan importantes como la energética y gracias a sus gestiones se pudo resolver un conflicto magisterial en el Estado de Morelos, en el centro del país.

Calderón quiso recordar a uno de sus amigos como un hombre que fue institucional, inteligente y honesto, aunque señaló que fue también víctima de calumnias y críticas durante su paso por la Secretaría de Gobernación.

Calderón pidió seguir el ejemplo de Mouriño y sostuvo que los mexicanos están llamados a seguir dedicando todo su esfuerzo a luchar por sus convicciones. "En nuestras manos está el contribuir a crear más oportunidades para todos y sentar las bases de un futuro de justicia, de democracia y de libertad", dijo. En ese sentido, convocó a los ciudadanos a mirar hacia el futuro, "es momento de perseverar en la superación de la adversidad y en la construcción de esta patria más justa, prospera y más segura que soñaron nuestros compañeros".

Asimismo, aseguró que es el primer interesado en que se esclarezcan las causas del accidente en donde perdió la vida Mouriño y su equipo de colaboradores. "Yo soy el primer interesado en que surja la verdad y se esclarezcan las causas de estos hechos", aseguró.

ELOGIOS

Entre los fallecidos a los que se les rindió homenaje se encuentran los pilotos Álvaro Sánchez y Martín Oliva, el capitán Julio César Ramírez perteneciente al Estado Mayor Presidencial y el sobrecargo, Giselle Carrillo. El mandatario de México hizo especial énfasis en la labor de Norma Díaz, que fue la directora de información en Gobernación. "Norma era una funcionaria eficaz y comprometida. Fue mi colaboradora desde la campaña electoral, así como en la presidencia de la República", recordó.

De Miguel Monterubio, que fue director de Comunicación social de la misma dependencia, destacó el que haya sido un hombre institucional "muy querido por sus compañeros y amigos en las distintas dependencias donde prestó sus servicios, los cuales desempeñó con eficiencia y con lealtad".

Al finalizar la ceremonia, Calderón entregó a los familiares de las víctimas las banderas con las que fueron cubiertos los ocho féretros con los restos de los funcionarios del Gobierno.

INCINERADO

La Catedral de Campeche, en el estado del Yucatán, en el este del país, será el escenario para que familiares, amigos y el Estado en general rindan homenaje y ofrezcan el último adiós al secretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño Terrazo. En la catedral, ubicada en el Centro Histórico de Campeche, se alberga también, en el costado izquierdo, una zona de criptas, en donde se están haciendo los preparativos para depositar las cenizas de Mouriño, quien será incinerado.

Mouriño volverá para quedarse en esta ciudad, donde inició su carrera empresarial, que de manera paulatina dejó a un lado para emprender una trayectoria política que lo llevó a ubicarse como el primer colaborador de Calderón, o como el "capitán del equipo", según le definió el dirigente del Partido Acción Nacional (PAN), Germán Martínez.

De acuerdo con información preliminar, se prevé que los restos de Mouriño Terrazo sean quemados en una agencia funeraria ubicada en la colonia Del Valle y luego los trasladen a la catedral, donde se le dará el último adiós en una ceremonia religiosa que será oficiada por el obispo de la Diócesis de Campeche, Ramón Castro Castro. En esa ceremonia se prevé la presencia de familiares, amigos y miembros de la clase política y empresarial de la entidad, así como de ciudadanos en general, y al término se espera que sus cenizas sean depositadas en una urna ubicada en una zona de criptas.

En Campeche, las actividades transcurren con normalidad, aunque el accidente aéreo ocurrido el pasado martes (madrugrada del miércoles en España) en el que murió Mouriño, no deja de ser tema de conversación.

La bandera fue izada ayer a media asta, en señal de duelo por el fallecimiento del responsable de la política interior del país, y algunas actividades del gobernador Jorge Carlos Hurtado quedaron canceladas durante algunos días.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies