Moncayo se redupera de forma satisfactoria y su estado de salud es bueno

Actualizado 02/04/2010 10:40:48 CET

BOGOTÁ, 2 Abr. (EUROPA PRESS) -

El cabo del Ejército colombiano Pablo Emilio Moncayo, que permaneció secuestrado en la selva durante más de doce años, se recupera de forma satisfactoria en un hospital militar de Bogotá tras su puesta en libertad el pasado martes, y su estado de salud es bueno, según informó un portavoz de las Fuerzas Armadas del país sudamericano.

El coronel Luis Carlos Rincón afirmó que durante todo el jueves se le estuvieron realizando diversos exámenes a Moncayo en el Hospital Militar Central de Bogotá, y que el estado de salud del militar es en general bueno.

Rincón afirmó que en este momento los médicos se están concentrando en recuperar parte de la movilidad de las piernas de Moncayo, que fueron alcanzadas por disparos en el momento de su secuestro y aún existen secuelas.

"Sobre el uniformado hay una valoración especial, pues los médicos se concentran en recuperar la movilidad de sus piernas en donde recibió cinco disparos al momento de su secuestro", dijo Rincón en declaraciones recogidas por Caracol Radio.

El portavoz afirmó además que durante los próximos días se le harán más pruebas para comprobar si Moncayo padece algún tipo de enfermedad tropical, y que también se está trabajando con el cabo en la faceta psicológica, para facilitar su futura integración en la sociedad.

Sobre este asunto el psicólogo, el capital Edgar Alberto Saldua, afirmó que Moncayo avanzará más rápido en su recuperación si se le da el alta y pueden enviarle a acasa lo antes posible. Sin embargo, afirmó que el proceso avanza razonablemente bien gracias al apoyo que Moncayo recibe de su familia, que le está ayudando a superar las terribles secuelas psicológicas de tantos años de secuestro.

Por su parte, el padre del militar liberado, Gustavo Moncayo, que estos días le está visitando en el hospital, afirmó que los médicos están realizando con su hijo "un trabajo bastante profesional" y que el semblante de éste ya es "diferente".

"Permanecerá (en el hospital) hasta que se le hagan todos los análisis gastrointestinales, dermatológicos (...) Lo que menos uno querría es salir de aquí antes de que se haya del todo restablecido", afirmó.

Moncayo padre, conocido como 'el caminante por la paz' por los cientos de kilómetros que recorrió con las manos encadenadas para pedir la liberación de su hijo, afirmó que lo más probable es que subastara esas cadenas, y que destinaría el dinero a "alguna causa social".

Afirmó también que su hijo decidiría en los próximos días su continuidad o no dentro del Ejército colombiano, y preguntado acerca de unas declaraciones suyas anteriores, en que afirmó que su hijo iría a Ecuador, Brasil y Venezuela para agradecer personalmente a los mandatarios de aquellos países sus esfuerzos para que la liberación tuviera lugar, afirmó que dependería de la holgura de la situación económica familiar.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies