Morales advierte de que una intervención militar de EEUU en Venezuela desataría un conflicto

Evo Morales y Nicolás Maduro
REUTERS / CARLOS GARCIA RAWLINS - Archivo
Publicado 16/03/2018 21:53:40CET

MADRID, 16 Mar. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ha advertido este viernes de que una eventual intervención militar de Estados Unidos en Venezuela para propiciar la caída del Gobierno de Nicolás Maduro provocaría una rebelión popular que desembocaría en un conflicto armado.

"No se puede permitir una intervención militar de Estados Unidos a Venezuela", ha dicho en una rueda de prensa celebrada en Madrid, desde donde ha partido a La Haya para participar en la presentación de los alegatos orales de Bolivia en la demanda marítima contra Chile ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

El líder indígena se ha mostrado seguro de que si hay "cualquier intervención militar de Estados Unidos a cualquier país de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), a cualquier país anti imperialista, el pueblo se va a levantar y va a haber un conflicto armado".

En su reciente visita a América Latina, el secretario de Estado de Estados Unidos, Rex Tillerson, sugirió la posibilidad de que los militares venezolanos se levantaran contra Maduro y, en ese escenario, les aseguró el apoyo de la potencia norteamericana, si bien luego matizó sus palabras.

Además, Morales ha criticado la ofensiva internacional contra el Gobierno de Maduro cuando "todos los países tienen su problemas". En este sentido, ha mencionado la decisión del Congreso peruano de someter al presidente, Pedro Pablo Kuczynski, a una moción de censura por su presunta implicación en la trama corrupta de Odebrecht.

"Se criminaliza o sataniza a Venezuela sin tener en cuenta otros países", ha lamentado el mandatario boliviano, subrayando que "los golpes de Estado han cambiado" y que ahora en lugar de golpes militares hay "golpes parlamentarios" contra los "gobiernos de izquierda".

Morales ha enmarcado la crisis venezolana en "la batalla permanente" de la región con Estados Unidos, al que ha acusado de usar "como pretexto" el narcotráfico y el terrorismo para "intervenir en los países". "Es mejor estar con el pueblo y no con el imperio", ha remachado.

Venezuela sufre una grave crisis política, económica y social desde la muerte de Hugo Chávez, en 2013, que su sucesor en el cargo pretende zanjar con las elecciones presidenciales del 20 de mayo. La oposición, sin embargo, no competirá en las urnas porque considera que se trata de un proceso fraudulento.