Netanyahu amenaza a Livni con dividir su partido si no se une a la coalición de gobierno

Actualizado 25/12/2009 17:19:17 CET

JERUSALEN, 25 Dic. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, pidió nuevamente a la líder de la oposición, Tzipi Livni, que se una a la coalición de gobierno, advirtiéndole de que si no lo hace hará todo lo que esté en su mano para dividir a su partido, el Kadima, surgido precisamente de una escisión del partido que lidera Netanyahu, el Likud.

En declaraciones al diario 'Haaretz', Netanyahu explicó que desde el primer momento ha querido ampliar su coalición y ya intentó convencer a Livni de que se uniera a él. "Sigo intentándolo y si puedo, me llevaré al menos a parte del Kadima", aseguró, considerando que todavía es posible que Livni, con la que se reunió ayer, acceda, aunque ahora sólo pueda ofrecerle un ministerio sin cartera.

El primer ministro considera que es importante que la coalición de gobierno sea lo más amplia posible para afrontar los problemas económicos y de seguridad. "¿Qué problema tiene Kadima para unirse?", se preguntó, subrayando el hecho de que ya ha dejado claro su compromiso el proceso de paz con los palestinos y su respaldo a un futuro Estado palestino, algo que Kadima reclamaba.

La ex ministra de Exteriores se apresuró a rechazar la petición. "Le he dicho a Netanyahu que si su oferta forma parte de su esfuerzo por desmantelar el Kadima, no formaré parte del juego", señaló Livni durante la reunión de la ejecutiva de partido anoche.

"Para probar si la oferta es seria, tenemos que averiguar si seríamos socios en lo que hay que hacer para abordar las amenazas a las que se enfrenta Israel, incluidas las negociaciones con los palestinos", aclaró.

El Kadima atraviesa un momento delicado, después de que se supiera que varios de sus diputados estarían dispuestos a abandonarlo y pasar a las filas del Likud, a raíz de los intentos del primer ministro de conseguir el respaldo de al menos siete diputados de la formación rival.

Esta situación provocó ayer una disputa entre Livni y el número dos del partido, Shaul Mofaz, quien reclamó que se organicen primarias para elegir a una nueva directiva en un plazo de tres meses. "Kadima se está desmoronando", lamentó Mofaz, que explicó que había reclamado a Livni que "mantenga la unidad del partido" y que "escuche a los demás"

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies