Los niños que huyen de Mosul están "aterrorizados" y algunos no pueden ni hablar

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Los niños que huyen de Mosul están "aterrorizados" y algunos no pueden ni hablar

Niños desplazados por la ofensiva en Mosul
GORAN TOMASEVIC/REUTERS
Publicado 02/11/2016 15:51:56CET

MADRID, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

Los niños que están huyendo de la ofensiva militar para recuperar la ciudad iraquí de Mosul llegan "aterrorizados" a los campos para desplazados en la zona y en algunos casos incluso no pueden hablar tras lo que han visto y han vivido, ha explicado este miércoles el gerente de programas de World Vision en el norte de Irak, Aaron Moore.

"Estamos trabajando con los niños que han llegado de Mosul en los últimos días. Todos reflejan el impacto de haber estado atrapados en una ciudad tomada por Estado Islámico hace más de dos años", ha indicado en un comunicado.

Según ha explicado Moore, "muchos niños han estado atrapados en sus hogares mientras oían bombardeos, disparos de francotiradores y solo veían el caos a su alrededor".

"Otros muchos niños han sido testigos de la muerte de sus familiares", ha añadido. Según ha relatado, un niño de 5 años "llegó al campo con demasiado miedo para hablar" después de haber visto "a su hermano de 15 años muerto mientras huían de su casa". "Ni siquiera quería jugar con los otros niños, simplemente se quedaba mirándoles", ha precisado.

"Afortunadamente, con el apoyo de un psicólogo de World Vision, fue capaz de decir su nombre al final del día", ha indicado, subrayando que se trata de "un pequeño paso que simboliza el comienzo de lo que podrían ser años de apoyo especializado para que los niños puedan reconstruir sus vidas y recuperar cierta normalidad".

World Vision está trabajando en el norte de Irak creando "Espacios Seguros para Niños" en los que los menores pueden encontrar un poco de normalidad en el caos y recibir apoyo psicológico, además de participar en actividades como pintura, deportes y juegos.

La pintura sirve como terapia, ya que "cuando los niños llegan a los campos no quieren jugar", ha explicado Moore. "Sin embargo la pintura les permite liberar sus miedos y plasmar en los dibujos sus experiencias recientes: escenas de guerra con tanques y aviones de guerra", ha añadido.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies