Orban modifica su discurso para hacerse con el voto de la extrema derecha de cara a las elecciones de 2018

 

Orban modifica su discurso para hacerse con el voto de la extrema derecha de cara a las elecciones de 2018

Viktor Orban
DARRIN ZAMMIT LUPI/REUTERS
Publicado 01/07/2017 6:13:18CET

BUDAPEST, 1 Jul. (Reuters/EP) -

El primer ministro de Hungría, Viktor Orban, que ha insistido en reiteradas ocasiones en la necesidad de no tolerar el antisemitismo, ha realizado recientemente una serie de comentarios xenófobos en un aparente intento por contentar a los votantes de extrema derecha de cara a las elecciones previstas para 2018.

El lenguaje utilizado por Orban, que ha hecho referencia a la "homogeneidad étnica", busca hacerse con el voto de los nacionalistas radicales, que se han visto abandonados ante la moderación del partido opositor ultraderechista Movimiento por una Hungría Mejor (Jobbik), según han señalado varias voces críticas.

Durante un discurso celebrado la semana pasada, el primer ministro húngaro rememoró el liderazgo del expresidente Miklos Horthy, que colaboró en los años 40 con el régimen nazi y permitió la deportación de judíos a los campos de concentración.

"Que la historia no nos enterrara se debe a las acciones de hombres excepcionales como Miklos Horthy", ha aseverado. "Esto no debe ser negado por el triste papel desempeñado por Hungría durante la Segunda Guerra Mundial", ha añadido.

Asimismo, Orban se ha enfrentado en diversas ocasiones a las autoridades europeas en relación con la distribución de refugiados y la adopción de medidas democráticas liberales.

La Federación de Comunidades Judías de Hungría y el Congreso Mundial de Judíos ha expresado en un comunicado conjunto su "preocupación" ante el tono del primer ministro.

El embajador de Israel en Budapest, la capital húngara, ha instado a Orban a reconsiderar sus palabras, que desde Jerusalén han sido consideradas como "problemáticas".

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, visitará el país a mediados de julio en lo que supondrá la primera visita de un jefe de Gobierno israelí a Hungría.

Fidesz, la formación conservadora de Orban, es la principal favorita para hacerse con la victoria en las elecciones de 2018. Jobbik se hizo con cerca de un millón de votos en 2014, pero podría perder un gran número de votos debido a la reciente moderación de su discurso político.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies