El Gobierno paquistaní podría tomar medidas extraordinarias tras los dos atentados suicidas de esta semana

Actualizado 02/11/2007 7:40:26 CET

ISLAMABAD, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

Tras los dos atentados suicidas cometidos esta semana, el Gobierno paquistaní decidió hoy tomar medidas extraordinarias tanto constitucionales como extraconstitucionales, y se ha ideado una nueva estrategia, según fuentes oficiales.

Fuentes de la capital indicaron que el presidente, Pervez Musharraf, y varios altos cargos de la gobernante Liga Musulmana de Pakistán (LMP) consideraron todas las opciones posibles durante las conversaciones mantenidas a raíz de la violencia sufrida en el país.

Según el plan propuesto, Musharraf podría obtener poderes extraordinarios para enfrentarse a la actual situación. Dentro de las conversaciones se propuso que el presidente imponga el estado de emergencia, que, como jefe del Ejército, podría imponer un nuevo orden constitucional provisional, o que considere medidas extraconstitucionales.

Aun así, se ha asegurado que no habrá una prohibición de las actividades políticas y que los Derechos Humanos no serán suspendidos. Las fuentes, que prefirieron permanecer bajo condición de anonimato, explicaron que las elecciones se celebraran en la fecha prevista y que las asambleas podrán completar su función. Los medios podrán disfrutar de libertad, pero algunos contenidos estarán sometidos a regulaciones, advirtieron.

Las medidas extraconstitucionales podrán ser impuestas para un corto periodo de tiempo y con objetivos limitados, como la creación de una armonía entre las instituciones nacionales. Éstas podrían ser obligadas a dejar de interferir en los asuntos de otras para que comiencen a trabajar dentro de los límites de la Constitución.