Pakistán lanza una campaña contra la polio con la que busca vacunar a 38,7 millones de niños

Campaña de vacunación contra la polio en Pakistán
REUTERS / AKHTAR SOOMRO
Publicado 09/04/2018 17:45:57CET

KARACHI (PAKISTÁN), 9 Abr. (Reuters/EP) -

Pakistán ha lanzado este lunes una campaña de vacunación contra la polio a nivel nacional para intentar llegar a 38,7 millones de niños y erradicar esta enfermedad paralizante y erradicar potencialmente el mortífero virus en uno de los países donde aún sigue siendo endémico.

Cerca de 260.000 voluntarios y trabajadores recorrerán Pakistán en un esfuerzo por vacunar a todos los niños menores de 5 años durante la campaña que se prolongará durante una semana, según ha informado el coordinador nacional sobre la polio de Pakistán, Mohamad Safdar.

"Estamos realmente muy cerca de erradicar la enfermedad", ha asegurado Saddar en declaraciones a Reuters, apelando a la población a cooperar con el esfuerzo puerta a puerta. Pakistán es uno de los tres únicos países en el mundo, junto con Afganistán y Nigeria, donde la polio es endémica.

En 2018, el país ha registrado ya un caso de la enfermedad, del que se informó el pasado marzo, según Saddar. El número de caso ha ido en declive desde 2014, cuando se contabilizaron 306. En 2017, solo hubo ocho casos, ha resaltado.

Los esfuerzos para erradicar la enfermedad se han visto lastrados por la oposición de los talibán y otros milicianos islamistas, que consideran que la inmunización es un ardid extranjero para esterilizar a los niños musulmanes o una cobertura para los espías occidentales.

El pasado enero, hombres armados asesinaron a una madre y su hija que integraban a un equipo de vacunación que trabajaba en la provincia de Baluchistán (suroeste), donde se produjo posteriormente el único caso hasta la fecha en el país.

Hace tres años, quince personas murieron en un atentado con bomba obra de los talibán paquistaníes fuera de un centro de vacunación contra la polio en Baluchistán.

Los equipos contra la polio que han comenzado a trabajar este lunes no se sienten disuadidos. "Sí, nos sentimos amenazados, pero nuestro trabajo es así", ha defendido Bilquis Omar, que ha trabajado en un equipo móvil de vacunación durante los últimos seis años en la ciudad portuaria de Karachi, en el sur del país. "Estamos trabajando por los niños", ha sostenido esta trabajadora.

Aziz Memon, que dirige el programa Polio Plus del Rotary Club que financia buena parte de los equipos de inmunización, ha dicho que este año la campaña también está realizando un esfuerzo renovado para llegar a inmigrantes que van y vienen de Afganistán. "La misión número uno es conseguir cero casos y erradicar la polio", ha subrayado.

Un país no debe registrar casos durante tres años consecutivos para que la Organización Mundial de la Salud (OMS) considere que ha erradicado la polio.