El Parlamento de Rumanía aprueba una votación simbólica respaldando la reunificación con Moldavia

Publicado 27/03/2018 20:01:30CET

MADRID, 27 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Parlamento de Rumanía ha aprobado este martes una votación simbólica sobre la reunificación con Moldavia, en una sesión en la que ha estado presente el presidente del Congreso moldavo, Andrian Candu.

La sesión ha sido celebrada con motivo del centenario de la unión de Moldavia a Rumanía, un año después de que Besarabia se declarara independiente a raíz de la Revolución Rusa.

El presidente rumano, Klaus Iohannis, ha destacado en un mensaje que la unión de Moldavia hace cien años "fue uno de esos momentos que definen la historia, calientan el alma y mantienen despiertas las conciencias, generación tras generación", según ha recogido la agencia local de noticias Agerpres.

"Nuestro proceso de convergencia es llamado camino europeo de la República de Moldavia", ha dicho, antes de resaltar que "Rumanía tiene el deber de ser un ejemplo para Moldavia de nación comprometida con el proyecto europeo".

En su resolución, el Parlamento rumano ha indicado que "considera absolutamente legítimo el deseo delos ciudadanos de Moldavia que apoyan la unificación de los dos estados", tal y como ha informado la agencia británica de noticias Reuters.

"Subrayamos que un acto así dependerá de su deseo, y declaramos que Rumanía y sus ciudadanos están, y siempre estarán, dispuestos a aplaudir cualquier movimiento oficial para la reunificación por parte de los ciudadanos moldavos como expresión de su deseo soberano", ha remachado.

Más de 10.000 personas se manifestaron este domingo en Chisinau, la capital de Moldavia, para reivindicar la reunificación con Rumanía. En la marcha estuvo presente el expresidente rumano Traian Basescu.

La propuesta ha enfrentado en Moldavia a los partidarios de un acercamiento a la UE y a quienes prefieren una política afín a Rusia. En noviembre ambas facciones se enfrentan en las urnas.

El Gobierno está controlado por fuerzas políticas afines a Bruselas y Washington, mientras que el presidente, Igor Dodon, está considerado cercano a Rusia. El Partido de Dodon, el Partido Socialista de Moldavia, aspira a ganar las próximas elecciones y propone prohibir las organizaciones unionistas.

La actual Moldavia era parte de la Rusia zarista desde el siglo XIX. Tras la Primera Guerra Mundial se integró en la Gran Rumanía, pero tras la Segunda Guerra Mundial fue incluida en la Unión Soviética.

En 1991, con la disolución de la URSS, Moldavia se convirtió en un estado independiente aunque cuenta con una importante población rumanoparlante y una minoría rusoparlante que se concentra en la región separatista de Transnistria.