El Pentágono vincula el ataque norcoreano con la sucesión de Kim Jong Il

Kim Jong Un, sucesor de Kim Jong Li
© JO YONG HAK / REUTERS
Actualizado 24/11/2010 19:46:46 CET

WASHINGTON, 24 Nov. (Reuters/EP) -

El jefe del Estado Mayor Conjunto de Estados Unidos, el almirante Mike Mullen, ha vinculado el ataque norcoreano en la isla Yeonpyeong con la sucesión que se avecina en la dinastía comunista, donde el actual dirigente, Kim Jong Il, planea ceder el bastón de mando a su hijo Kim Jong Un.

En declaraciones en televisión, Mullen indicó que el Gobierno de Estados Unidos trabaja con sus aliados sobre la mejor forma de responder a este nuevo suceso en la península de Corea.

No obstante, calificó de "muy importante" que China lidere estos acercamientos, ya que es "el único país que tiene influencia en Pyongyang. "Su liderazgo es completamente clave", agregó Mullen.

Por su parte, el portavoz del Departamento de Estado norteamericano, P.J. Crowley, negó que el régimen norcoreano prepare una campaña militar amplia y apuntó que la acción de esta semana es un "acto premeditado". "Sin entrar en asuntos de Inteligencia, no vemos que Corea del Norte esté preparándose para una confrontación militar", agregó en rueda de prensa.

Al igual que Mullen, Crowley también recordó que China es "clave" para generar cambios "en una dirección diferente" en Corea del Norte. Consideró que Pekín "tiene influencia" y puede utilizarla para "reducir las tensiones" en la zona y, posteriormente, que Pyongyang avance hacia la "desnuclearización".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies