Petraeus asegura que las medidas impuestas por Maliki contra los milicianos chiíes de Basra durarán meses

Actualizado 10/04/2008 1:17:55 CET

Petraeus asegura que las medidas impuestas por Maliki contra los milicianos chiíes de Basra durarán meses

Foto de la Noticia
Foto: Reuters + Ampliar




   WASHINGTON, 11 Abr. (Reuters/EP) -

   David Petraeus, la máxima autoridad militar estadounidense en Irak, aseguró que se prevé que las duras medidas represivas contra los milicianos chiíes en Basra que ha ordenado el primer ministro iraquí, Nuri al Maliki, duren varios meses y añadió que aún se tiene que demostrar que la operación es exitosa.

   Petraeus se refirió al enfrentamiento entre las fuerzas militares de Irak y los milicianos leales al clérigo antiestadounidense Moqtada al Sadr afirmando que "es muy pronto para determinar si la misión ha tenido éxito o ha fracasado". Esta operación no sólo se está efectuando en Basra, ya que la lucha ha salpicado también a Bagdad. Lo que Petraeus, que se dirigió al Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, sí dio por seguro es que la actividad en Basra "continuará durante meses".

   Petraeus se encontraba, junto al embajador estadounidense en Irak, Ryan Crocker, en su segundo día de asesoramiento al Congreso estadounidense acerca del progreso político y de seguridad de Irak. Ayer dijo ante el Senado que la operación de Basra fue algo frustrante al principio porque los soldados no disponían de la preparación adecuada.

   Por su parte, Crocker subrayó el punto de vista de la administración Bush, que dijo que la campaña contra los chiíes demuestra la fortaleza del Gobierno de Maliki, a pesar de la preocupación que han mostrado últimamente los demócratas y otros de que podría provocar una nueva ola de violencia en Irak. Crocker opinó que esto no sucederá porque "los propios iraquíes, los kurdos y los suníes leen los incidentes de Basra y Bagdad como una lucha entre el Gobierno y las milicias extremistas, por lo que el Gobierno de Maliki tiene apoyos".

   Maliki ordenó las medidas hace dos semanas, provocando enfrentamientos con las milicias del Ejército del Mahdi, de Sadr, en los barrios de Bagdad que llamados Ciudad Sadr. Además, se han producido ataques en la Zona Verde, conde se resguardan bajo fuertes medidas un compuesto del Gobierno y de diplomáticos. De hecho, han muerto trece soldados estadounidenses desde el pasado domingo.

   Tanto Petraeus como Crocker aseguraron hoy ante la Cámara que Irán, Siria y el grupo miliciano libanés Hezbolá son los responsables de la violencia, alegando que han entrenado, armado y dirigido a los grupos chiíes involucrados.

   Irán niega los cargos y achaca los enfrentamientos cruentos a la presencia de 160.000 soldados estadounidenses en Irak.