El policía que ahogó al joven negro de Nueva York dice que se siente "muy mal" por su muerte

Publicado 03/12/2014 22:43:55CET

NUEVA YORK, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

El agente de la Policía de Nueva York Daniel Pantaleo, que ahogó a Eric Garner y que ha sido exonerado de responsabilidad penal por ello, ha asegurado este miércoles que se siente "muy mal" por la muerte del joven afroamericano.

"Me hice policía para ayudar a la gente y proteger a aquellos que no pueden protegerse por sí mismos. Nunca fue mi intención herir a nadie y me siento muy mal por la muerte de Garner", ha dicho en un comunicado difundido por la Patrolmen's Benevolent Association (PBA).

Pantaleo ha expresado su confianza en que la familia del joven afroamericano "acepte sus condolencias por su pérdida". "Mi familia y yo incluimos a Garner y a su familia en nuestras oraciones", ha añadido.

Por su parte, la PBA ha aclarado que, aunque está satisfecha con la decisión judicial, "hoy no ha habido ganadores". "Se ha perdido una vida y un policía y una familia tendrán que vivir siempre con eso", ha señalado.

Un gran jurado ha decidido este miércoles no presentar cargos contra Pantaleo, que durante una maniobra de arresto llevada a cabo junto a otros policías el pasado 17 de julio ahogó a Garner, sospechoso de vender cigarrillos de forma fraudulenta.

Pantaleo presionó el cuello de Garner, que tumbado boca abajo llegó a decir: "No puedo respirar". Las imágenes de la detención fueron captadas por un teléfono móvil y difundidas posteriormente y las versiones de los testigos difieren entre quienes dicen que Garner quiso rendirse y quienes aseguran que ofreció resistencia.

"Es evidente que la intención del agente no era otra que poner bajo custodia policial a Garner, tal y como se le había ordenado, y, cuando éste se resistió, usó para ello una técnica que aprendió en la Academia", ha sostenido la PBA.

Los análisis posteriores certificaron que Garner falleció por la presión ejercida en cuello y pecho y por la posición en que permaneció durante la detención, pero el gran jurado ha entendido que el agente Daniel Pantaleo no puede ser imputado por homicidio.

Las características del caso hacen temer a las autoridades una nueva ola de protestas similar a la vivida como respuesta a la muerte del joven negro Michael Brown, que murió por disparos de un policía blanco en Ferguson (Misuri). En este caso, un gran jurado también decidió exonerar al agente.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies