La Policía de Mánchester hace "significativos" arrestos en relación con el atentado

Policía armada en Mánchester
ANDREW YATES/REUTERS
Publicado 25/05/2017 14:08:05CET

LONDRES, 25 May. (EUROPA PRESS) -

El jefe de la Policía de Mánchester, Ian Hopkins, ha afirmado este jueves que las detenciones que se han realizado hasta ahora en relación con el atentado perpetrado el pasado lunes, un total de ocho, son "significativas", al tiempo que ha anticipado que podrían producirse más ya que se trata de una "investigación dinámica".

"Quiero subrayar que las detenciones que hemos realizado son significativas. El análisis inicial de las hipótesis han revelado cosas que creemos que pueden ser muy importantes para la investigación", ha dicho en una rueda de prensa.

Hopkins ha confirmado que en estos momentos hay ocho personas detenidas en Reino Unido. Se trata de hombres que han sido apresados en Mánchester, Nuneaton y Wigan. Otra mujer había sido arrestada pero finalmente ha sido liberada en la madrugada de este jueves.

Además, el padre y el hermano de Salman Abedi, el terrorista suicida, han sido detenidos por las autoridades libias en Trípoli. La familia Abedi es de origen libio pero emigró a Reino Unido huyendo del régimen de Muamar Gadafi. El joven nació y se crió en suelo británico, pero habría viajado a Siria, de acuerdo con la prensa alemana.

Hopkins ha anticipado que "llevará varios días completar los registros, por lo que habrá algunas molestias" para la ciudadanía. En este sentido se ha referido al incidente ocurrido este jueves en Hulme, a donde han tenido que desplazarse equipos artificieros del Ejército por un paquete sospechoso y que era una falsa alarma.

"Esto sigue siendo una investigación dinámica y ha habido una gran cantidad de actividad durante la noche y esta mañana (...) En general, han sido tres días intensos para el personal de la Policía de Mánchester, así como para la Unidad Antiterrorista de la Policía Nacional y los servicios de Inteligencia", ha enfatizado.

El atentado tuvo lugar el lunes por la noche cuando Salman Abedi se inmoló en una de las salidas del Manchester Arena justo cuando la gente abandonaba el recinto tras el concierto de la cantante estadounidense Ariana Grande. En total, 22 personas murieron y 116 resultaron heridas, de acuerdo con el último balance.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies