El presidente de la Eurocámara afirma que "nadie" en la UE busca interferir en elecciones británicas

Antonio Tajani
CHRISTIAN HARTMANN/REUTERS
Publicado 04/05/2017 13:19:15CET

BRUSELAS, 4 May. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Parlamento Europeo, el conservador italiano Antonio Tajani, ha asegurado este jueves que "nadie" en el bloque comunitario busca interferir en la campaña electoral en Reino Unido, en un intento por rebajar la tensión con Londres, después de la acusación formulada la víspera por primera ministra británica, Theresa May.

"Creo que nadie quiere influir en la campaña electoral de Reino Unido", ha defendido Tajani en una rueda de prensa en Bruselas, al ser preguntado por las declaraciones de la 'premier'.

El presidente de la Eurocámara ha recalcado que en campaña electoral "uno es más duro" en sus declaraciones y ha recordado que las verdaderas negociaciones no empezarán hasta después de la cita electoral en Reino Unido el 8 de junio.

Además, ha defendido el papel del negociador de la Unión Europea para el 'Brexit', el excomisario francés Michel Barnier, del que ha dicho que es un "excelente negociador" y ha subrayado que "no es un fundamentalista".

Pese a la polémica, Tajani se ha declarado "optimista" sobre las posibilidades de cerrar con éxito las negociaciones del 'Brexit', pese a que no cree que sea fácil.

También ha avisado de que no debe entenderse como un ataque o "malas palabras" que desde la UE se defienda que es "mejor" ser parte del club que "estar fuera". "Es mi opinión, la opinión de muchos europeos y, creo, también de una mayoría de la opinión pública británica ahora", ha sostenido.

ACUSACIÓN DE MAY

May dijo el miércoles que "algunos en Bruselas" no quieren que las negociaciones sobre el 'Brexit' salgan bien y que en los últimos días se ha intentado influir en el resultado de las elecciones cuya convocatoria ha adelantado.

Las acusaciones de la mandataria británica se produjeron horas después de que Bruselas hiciera público el mandato detallado de los europeos para negociar el divorcio con Reino Unido y tras días de polémica por las filtraciones a la prensa del contenido de una cena entre la propia May y el jefe del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker.

Según la versión que fuentes europeas relataron al diario alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung (FAZ), Juncker se confesó "diez veces más escéptico" sobre las posibilidades de un acuerdo tras cenar con May y llamó a la canciller alemana, Angela Merkel, para trasladarle esa frustración. Al día siguiente, Merkel arremetió contra las "ilusiones" que se habían creado en el bando británico.

En el encuentro, el jefe del Ejecutivo comunitario habría advertido a la 'premier' que la Unión Europea "no es un club de golf", por lo que pactar la salida del bloque exigirá negociaciones complejas y técnicas y que el Estado miembro que se divorcia cumpla con sus obligaciones presupuestarias.

Juncker dijo el sábado en una rueda de prensa que "algunos" en Reino Unido han "subestimado la complejidad" del proceso de desconexión.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies