La provincia de Deir Ezzor fue excluida de la campaña de vacunación de 2012

 

La provincia de Deir Ezzor fue excluida de la campaña de vacunación de 2012

Actualizado 17/12/2013 22:43:56 CET

BEIRUT, 17 Dic. (Reuters/EP) -

El Gobierno sirio excluyó en 2012 la provincia de Deir Ezzor, controlada en su práctica totalidad por grupos opositores armados, de su campaña de vacunación argumentando que la mayoría de los residentes habían huido de la zona. La región se ha convertido en un foco de infección de la poliomelitis, erradicada en el país en 1999.

En noviembre, la Organización Mundial de la Salud (OMS) confirmó trece casos en la provincia, y desde entonces se han registrado otros dos en Deir Ezzor, así como otros en la localidad de Alepo y en los alrededores de Damasco.

El 6 de diciembre de 2012, el organismo internacional anunció el lanzamiento de una campaña de vacunación que incluiría a todos los niños menores de cinco años. La misma fue llevada a cabo junto con el Ministerio de Sanidad sirio y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF).

En la campaña participaron 4.000 trabajadores sanitarios y voluntarios y cubrió un total de 2,5 niños residentes en trece de las catorce provincias del país. La exclusión de Deir Ezzor fue argumentada en base a que "la mayoría de los residentes han huido a otras áreas del país".

Pese a que las agencias internacionales apoyan este tipo de campañas de vacunación, diseñadas para completar los huecos provocados por las situaciones de emergencia, son los gobiernos nacionales los que deciden cuándo y dónde son llevadas a cabo.

Chris Maher, que coordina la respuesta regional ante la poliomelitis por parte de la OMS, ha asegurado que advirtió en su momento sobre el descenso en las tasas de vacunación y ha agregado que alrededor de 67.000 niños menores de cinco años fueron vacunados posteriormente en Deir Ezzor en enero de 2013.

Las investigaciones han indicado que la tasa de cobertura fue de alrededor del 50 por ciento, lo que sería insuficiente para evitar la propagación de la enfermedad, en base a los datos del censo, si bien la población actual es difícil de determinar.

"Ha faltado una campaña adecuada para vacunar a los niños de todo el país durante los últimos dos años", ha dicho el investigador Adam Coutts, asentado en Líbano, que ha estado estudiando la respuesta humanitaria en el país.

"Con el hundimiento del sistema sanitario y el empeoramiento de las condiciones de nutrición y sanidad, la exclusión de Deir Ezzor de la campaña de vacunación creó las condiciones ideales para que estallara un brote (de polio)", ha agregado.

La tasa de inmunización en Siria ha caído del 90 por ciento al 68 por ciento a consecuencia del conflicto que vive el país desde marzo de 2011. El virus es endémico en Pakistán, Afganistán y Nigeria, a pesar de las campañas lanzadas para erradicar la enfermedad, que puede dejar paralítico a un niño en pocas horas.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies