El rey Alberto II inicia la semana de su abdicación con un almuerzo de despedida con el Gobierno

Actualizado 15/07/2013 19:29:19 CET

BRUSELAS, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

El rey Alberto II y la reina Paola han iniciado este lunes su última semana en el trono invitando a un almuerzo de despedida en el palacio de Laeken al primer ministro belga, Elio di Rupo, y a su Gobierno al completo, cuyos miembros han elogiado la labor del monarca en sus 20 años de reinado. Alberto II abdicará el próximo domingo 21 de julio, día de la fiesta nacional de Bélgica.

En la comida han participado también los futuros soberanos, su primogénito el príncipe Felipe y su esposa Matilde. El último Gobierno del reino de Alberto II fue uno de los más difíciles de formar, tras 541 días de crisis, y el monarca jugó un papel fundamental en las negociaciones.

"El rey ha trabajado muy bien por Bélgica, por la armonía en nuestro país. Es un hombre que se parecía a sus ciudadanos", ha dicho una de las vicepresidentas del Gobierno, la socialista Laurette Onkelinx. "Es un momento histórico", ha añadido otro vicepresidente, el liberal Alexander De Croo.

El almuerzo con el Gobierno federal culmina la despedida del rey Alberto II de la clase política belga, después de que ya se reuniera la semana pasada con sus ex primeros ministros y con representantes regionales. Este martes, los monarcas visitarán el Senado, donde se inaugurarán estatuas en su honor y se les entregará un regalo del Parlamento.

El miércoles, Alberto II y Paola iniciarán una minigira por las tres comunidades que forman el país, con paradas en Gante (Flandes), Eupen (comunidad germanófona) y Lieja (Valonia).

El sábado 20 de julio, el rey pronunciará su último discurso oficial con motivo de la fiesta nacional. Todos los miembros de la familia real acudirán al concierto que se celebra en el Palacio de Bellas Artes de Bruselas y asistirán después al tradicional baile popular en la plaza de Marolles.

El último día del reinado de Alberto II empezará con un 'Te Deum' en la catedral de Bruselas. A las 10:30 firmará oficialmente su abdicación en el Palacio Real, mientras que su hijo el príncipe Felipe prestará juramento a mediodía ante el Parlamento belga y se convertirá en el rey Felipe.

El nuevo monarca ofrecerá un almuerzo al Gobierno federal en pleno el lunes de la semana que viene.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies