Rusia convoca al embajador británico tras las acusaciones de Londres por el envenenamiento de Skripal

Cordón policial tras el ataque contra el exespía Sergei Skripal
REUTERS / HENRY NICHOLLS - Archivo
Actualizado 17/03/2018 8:29:04 CET

MOSCÚ, 17 (EUROPA PRESS)

El Ministerio de Exteriores de Rusia ha convocado este sábado al embajador de Reino Unido en Moscú, Laurie Bristow, después de que el ministro de Exteriores británico, Boris Johnson, acusara ayer directamente al presidente de Rusia, Vladimir Putin, de ordenar el envenenamiento en suelo británico del ex espía ruso Sergei Srkipal.

"El embajador británico ha sido convocado al Ministerio de Asuntos Exteriores", dijo la fuente de la agencia de noticias rusa RIA Novosti.

Johnson consideró ayer que es "abrumadoramente probable" que Putin ordenara lo que describió como "el uso de un agente nervioso en las calles de Reino Unido, en las calles de Europa, por primera vez desde la segunda Guerra Mundial".

El miércoles, la primera ministra británica, Theresa May, responsabilizó a Moscú de lo ocurrido en Salisbury -- que calificó de intento de asesinato -- y anunció, como represalia, la expulsión de 23 diplomáticos rusos y la cancelación de todos los contactos de alto nivel entre ambos países.

Rusia ha negado cualquier participación en el envenenamiento de Skripal, que ahora convalece en el hospital junto a su hija Yulia por lo que, según el diagnóstico, se trata de una posible exposición a una sustancia química de acción neuroparalizante.

Skripal fue reclutado por el servicio secreto británico MI6 cuando servía en las Fuerzas Armadas rusas en los años 1990.

En 2006 la justicia rusa lo condenó a 13 años de cárcel por espiar a favor de un Estado extranjero y cuatro años después fue canjeado junto con otros dos espías por 10 personas detenidas en EEUU.

SIN PRUEBAS

El Gobierno de Rusia ha recalcado este viernes que "no hay ninguna prueba fidedigna" de la responsabilidad del país en el ataque del 4 de marzo con un agente nervioso contra el exespía ruso y su hija en la localidad de Salisbury.

"Rusia reiteró varias veces que no tiene nada que ver con el incidente, es obvio en este caso pues no hay ninguna prueba fidedigna", ha dicho el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov.

Así, ha dicho que la oleada de condenas por parte de los países occidentales "empezó en Reino" y "sorprende profundamente" a las autoridades del país euroasiático, según ha informado la agencia rusa de noticias Sputnik.