El Servicio de Inmigración de Ghana veta las estrías o la piel decolorada en su proceso de selección

Publicado 08/01/2018 20:33:09CET

MADRID, 8 Ene. (EUROPA PRESS) -

El proceso de reclutamiento abierto por el Servicio de Inmigración de Ghana se ha visto envuelto en la polémica no sólo por la disparidad entre el número de inscripciones y las plazas disponibles --84.000 frente a 500-- sino por los controvertidos filtros que han aplicado las autoridades y que han dejado fuera a personas con estrías o que se hayan sometido a proceso de decoloración en la piel.

Un portavoz del Servicio, Michael Amoako-Attah, ha justificado a la BBC algunos de estos requisitos. "El tipo de trabajo que realizamos es extenuante y el entrenamiento llega a tal punto que, si tienes la piel decolorada o cicatrices quirúrgicas en la piel, puedes sufrir algunos sangrados", ha esgrimido.

La lista incluye también a las personas con tatuajes o con rastas, así como a aquellas que tengan las piernas arqueadas, aunque en redes sociales se ha criticado especialmente el veto impuesto a las estrías, por considerarlo tanto injusto como sexista.

Los ciudadanos también han expresado su malestar después de que la agencia migratoria haya revelado que sólo va a reclutar a 500 trabajadores ya que, para inscribirse, los 84.000 solictitantes tuvieron que pagar por el formulario 50 cedis (más de 9 euros).