Sharif inaugura un templo hindú en su intento por atraer a las minorías

Nawaz Sharif
STEPHANE MAHE / REUTERS
Actualizado 11/01/2017 20:52:04 CET

KATAS (PAKISTÁN), 11 Ene. (Reuters/EP) -

El primer ministro de Pakistán, Nawaz Sharif, ha inaugurado este miércoles la restauración de un antiguo complejo de un templo hindú en Punjab, un gesto que puede atraer a las comunidades musulmanas minoritarias y suavizar la imagen del país en el extranjero.

"En mi opinión, todos somos iguales. Musulmanes, hindúes, sijs, cristianos y personas que pertenecen a otras religiones. Somos todos uno", ha asegurado Sharif a Reuters.

Los analistas políticos creen que la visita de Sharif a los templos forma parte de un esfuerzo para llegar a los grupos minoritarios antes de las elecciones generales que se celebrarán en 2018 y atraer a los votantes más liberales en Pakistán.

La población no musulmana representa tan solo el tres por ciento de los 190 millones de habitantes del país, pero sus votos podrían influir en los resultados de las elecciones sobre todo en las provincias de Punjab y Sindh.

Los críticos piensan que el Gobierno de Sharif no ha hecho suficientes esfuerzos para hacer frente a los grupos religiosos extremistas dentro de Pakistán y acusan a miembros de la Liga Musulmana de Pakistán (PML-N) de mantener vínculos con radicales.

Las autoridades paquistaníes quieren mejorar la imagen del país, marcada por la violencia religiosa y la persecución de las minorías, en un intento por atraer a los inversores occidentales que son reacias a pesar del crecimiento económico y la mejora de la seguridad. "La imagen, la economía, la inversión extranjera y la seguridad de Pakistán están todas relacionadas", ha señalado un asesor del primer ministro.