La FAO alerta de que el sida causa la muerte de personas y amenaza a la producción ganadera, básica en África

Actualizado 30/11/2007 14:33:11 CET

ROMA, 30 Nov. (EUROA PRESS) -

El sida "no sólo se está cobrando un elevado número de vidas humanas, si no que amenaza también a la producción ganadera, una de las principales fuentes de ingresos para las familias rurales, en los países más afectados", según alertó hoy la Organización para la Alimentación y la Agricultura (FAO) de Naciones Unidas con motivo del Día Mundial del Sida, que se celebra mañana.

En África Subsahariana, donde vive más del 60 por ciento del total de personas de entre 15 y 49 años con HIV y en la que se registran 11,4 millones niños huérfanos a causa del sida, el efecto en el sector ganadero en la región ha pasado a ser una preocupación real.

El ganado supone una contribución sustancial a los ingresos y la nutrición de cerca del 70 por ciento de las familias rurales en los países en vías de desarrollo, y en África oriental y meridional, por ejemplo, contribuye hasta en un 13 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB), pero proporcionalmente mucho más a la seguridad alimentaria de las familias.

Según la FAO, el ganado proporciona ingresos y alimentos en forma de carne, leche y huevos, pero también tiene otras funciones importantes en las granjas, como servir de fuerza de tiro o proporcionar estiércol como fertilizante y fuente de combustible. Sin embargo, con el aumento del número de personas en edad de trabajar afectadas por el VIH/sida, cada vez hay menos gente disponible para atender al ganado.

Las encuestas a las familias en África subsahariana indican que una vez que agotan sus ahorros, los animales son normalmente el primer bien que se vende para cubrir los gastos médicos o el coste de un funeral. El sacrificio o la venta de animales reduce el tamaño de los rebaños, con lo que disminuye la cantidad de productos ganaderos como leche, huevos, carne y cuero disponibles como alimentos o para la venta. La disminución de los rebaños puede reducir el número de animales de cría, con un impacto negativo en los recursos genéticos animales dentro de una zona o una comunidad.

"En Zambia, un estudio de la FAO demostró que en el pasado era poco frecuente que las familias afectadas por el VIH vendieran una ternera o una vaca lechera, lo que ahora es corriente. Los efectos a corto y largo plazo en los ingresos familiares y en la seguridad alimentaria pueden ser devastadores", señaló Simon Mack, experto del Grupo de Producción Pecuaria de la FAO.

Al mismo tiempo "en áreas de fuerte incidencia del VIH, los servicios veterinarios ya no funcionan adecuadamente debido al impacto de la enfermedad a nivel del personal y de la preparación", añadió Mack.

Los hombres son normalmente los responsables de cultivar la tierra utilizando animales de tiro, y en general de la gestión agrícola en África subsahariana.

Por ello, en los lugares en los que los hombres han enfermado o han fallecido a causa del sida, las mujeres y los niños pueden no tener los conocimientos, experiencia, tiempo y recursos para hacer las mismas funciones. A veces los niños son apartados de la escuela para ayudar en el campo y en el hogar. La pérdida o la transferencia de vacas y otro tipo de ganado tras la muerte de un varón adulto, debido a la herencia o tradiciones culturales, puede hacer que las mujeres y los niños pierdan completamente estos recursos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies